Lo que sí y lo que no muestra la serie ‘Ingobernable’ sobre la suplencia presidencial en México

El Secretario de Gobernación tomaría el lugar del mandatario en el caso de su muerte, pero por poco tiempo

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo
Escena en la que el Secretario de Gobernación José Barquet toma protesta como presidente en la serie
Escena en la que el Secretario de Gobernación José Barquet toma protesta como presidente en la serie

La serie de Netflix Ingobernable, estrenada recientemente, ha captado la atención de los mexicanos por su premisa: el presidente ha muerto y la primera dama es la principal sospechosa de su asesinato. Si no has visto este show con Kate Del Castillo, no te preocupes, no estamos dando ningún spoiler. Este suceso es lo que da arranque a la serie e incluso lo puedes ver en su trailer. Ante la muerte del presidente, el Secretario de Gobernación toma su lugar en el Poder Ejecutivo. En Twitter surgieron cuestionamientos sobre si esto es lo que realmente sucedería en el caso de la ausencia del mandatario.

En su artículo 84, la Constitución establece que en caso de la baja o ausencia del presidente (bajo cualquier circunstancia), el Secretario de Gobernación asume “la titularidad del Poder Ejecutivo”, pero de forma provisional, es decir, dos meses. El funcionario podría tomar protesta, como lo hace el presidente electo, pero a diferencia de la serie, en este ritual no es necesario hacerlo frente a una copia de la Constitución. En México, los mandatarios no colocan su mano en la Biblia o algún libro de leyes, como en Estados Unidos, por ejemplo.

Durante su corto periodo al mando del país, el presidente provisional no puede remover o designar a los Secretarios de Estados sin autorización del Congreso. Diez días después del fin de su mandato debe entregar un informe de labores a los legisladores. En la primera temporada de Ingobernable, la única que se ha estrenado por el momento, no transcurre suficiente tiempo para mostrar esta situación.

Lo que no muestra la serie, que ocurre inmediatamente después de la ausencia del presidente, es la conformación de un Colegio Electoral en el Congreso para elegir a un presidente interino. Este se designa si el mandatario gobernó el país dos años o menos. Diez días después de este nombramiento, el Congreso debe convocar elecciones para que los mexicanos elijan a otro presidente. Este proceso no debe durar más de nueve meses. El nuevo presidente electo deberá gobernar el periodo faltante de sus predecesor.

Si el presidente se ausenta en los últimos cuatro años de su gobierno, el Congreso designa de la misma forma a un presidente sustituto. Este ocupará el cargo hasta las nuevas elecciones presidenciales. En Ingobernable, el presidente Nava había gobernado dos años, por lo que los legisladores estarían obligados a elegir a un presidente interino y más tarde convocar nuevas elecciones.

¿Algún presidente mexicano ha muerto en el cargo?

Benito Juárez gobernó hasta su muerte en 1872 a causa de un ataque cardíaco que sufrió mientras leía el periódico en su escritorio en Palacio Nacional. Lo suplió Sebastián Lerdo de Tejada, quien era Jefe de la Suprema Corte de Justicia. La Constitución de 1857 estableció que este funcionario debía sustituir al presidente en caso de ausencia. Esto cambió en la Constitución de 1917. “La politización del Poder Judicial, los enfrentamientos entre el Presidente de la Corte y el Presidente de la República, fueron suficientes para impugnar este sistema”, explica un estudio de la Cámara de Diputados.

Venustiano Carranza fue asesinado en el último año de su presidencia, después de escapar de la Ciudad de México a Puebla por las tensiones políticas de la época (Revolución Mexicana). Fue reemplazado por Adolfo de la Huerta como presidente interino y más tarde por el general Álvaro Obregón. Unos diez años antes, Francisco I. Madero fue obligado a renunciar a la presidencia y más tarde fue asesinado. Por las circunstancia políticas, su renuncia podría considerarse ilegítima por lo que podría incluirse en la lista de presidentes que murieron en el cargo.

¿Por qué en México ya no hay vicepresidentes?

En países como Argentina, Venezuela o Estados Unidos, existe la figura de vicepresidente, quien en caso de la ausencia del presidente, asume el cargo de este. Esto también ocurría en México, pero rara vez traía buenos resultados. Bajo la Constitución de 1824, el cargo de vicepresidente lo obtenía la persona que quedaba en segundo lugar en las elecciones presidenciales. “El candidato del partido contrario, postergado en los comicios y que podía convertirse, como a veces sucedió, en centro de intrigas para suplantar al presidente y en director de una política contraria a la de éste", de acuerdo al estudio de la Cámara de Diputados. La figura se eliminó con la Constitución de 1857.

Sigue a Verne México en Facebook, Twitter e Instagram y no te pierdas tu ración diaria de maravillas de Internet.

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne