La artista que convierte a las indignadas en iconos feministas

La creadora peruana María María Acha-Kutscher comenzó con el movimiento 15M en Madrid su serie 'Indignadas'

El proyecto se ha internacionalizado con imágenes de Occupy Wall Street y las protestas a favor de 'Charlie Hebdo', entre otras manifestaciones

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo
Ver galería en modo Horizontal Vertical

María María Acha-Kutscher (Lima, 1968) ya quería ser una artista activista con 12 años. O por lo menos tenía la intención. El plan lo fue construyendo según crecía y cambiaba de país. Primero llegó a México en la década de los noventa. Después cambió de continente y se instaló en Madrid, “mi casa”, cuenta a Verne. Cuando llegó a España ya era artista, pero le añadió el apellido feminista. El único adjetivo con el que le gusta identificar su trabajo. “No se adscribe a ningún lenguaje, estética o estilo, ni se identifica con técnicas o formatos específicos, para cada trabajo desarrollo un lenguaje y una metodología propios”, explica, “el centro de mi obra es la mujer”.

A miles de kilómetros de su país de nacimiento, María María ha decidido contar la historia de mujeres anónimas y conocidas para intentar devolverlas al relato del que nunca debieron ser excluidas. “Las mujeres somos el colectivo marginado más antiguo de la humanidad”, opina. “Mi objetivo es que las generaciones futuras entiendan que los cambios sociales a través de la historia fueron realizados por mujeres y hombres conjuntamente”. En España encontró en los rostros y cuerpos femeninos del 15M la excusa para seguir creando “contra el constante ejercicio patriarcal de intentar borrarnos de la historia oficial”. Y así surgió la serie Indignadas que desde 2012 se alimenta con fotografías convertidas en dibujos digitales. Una forma de internacionalizar una lucha que en su caso tuvo como excusa las movilizaciones sociales en torno a la Puerta del Sol de Madrid y que ahora abarca otros movimientos como Occupy Wall Street en Nueva York, la denominada SlutWalk (marcha de las putas), las intervenciones de Femen o las protestas contra el trato a la población negra en Estados Unidos.

1

'Indignadas' es la tercera serie del proyecto 'Mujeres Trabajando por Mujeres'. Como en el resto de sus trabajos, María María parte de una fotografía de las miles que acumula para después traducirla a dibujo, "una estética popular que conecta con un público que no necesariamente esté vinculado al mundo del arte", explica. Ella pinta con tableta gráfica mirando a los carteles políticos que en los años setenta forraban las calles de ciudades latinoamericanas y estadounidenses, como los de Emory Douglas miembro de las Panteras Negras.

2

Esta joven que mira a cámara desde arriba, con la camiseta arrugada por el asa del bolso es un rostro más del 15M. El espectador no sabe si fue una líder del movimiento. No conoce su historia. Solo ve una chica con una mensaje en el pecho: "Sin casa, sin curro, sin pensión, sin miedo". La mayoría de mujeres que aparecen en este proyecto responden a "la necesidad de mostrar la presencia femenina en protestas públicas y masivas", cuenta la artista. Un retrato de lucha social desde la perspectiva de género que en este caso se sustenta en el anonimato intencionadamente. Aunque no siempre ha sido así, en su primera serie Biografías Visuales trabajó -"y sigo trabajando", apunta- con personajes femeninos muy conocidos.

3

Las activistas de Femen también forman parte de 'Indignadas'. María María es consciente de las críticas que este colectivo suscita en relación al uso del desnudo como forma de protesta, pero es capaz de revertir ese discurso con un sencillo recordatorio. "Su aspecto ha sido criticado por muchas feministas, por una parte por acercarse al canon de belleza europeo contra el tradicional aspecto descuidado de las feministas de los setenta, algo que tampoco es cierto, más bien una campaña de desprestigio, o si no echemos un vistazo al aspecto de Gloria Steinem o Angela Davis". La artista además ve en el cuerpo de estas activistas "un soporte para el mensaje político y no para los ojos de los hombres".

4

¿Existe una forma de arte que no sea política? "Siempre es político porque es un institución. Pero no hablo de política partidista, sino de la contribución que hacemos como ciudadanos a los cambios sociales y políticos con las herramientas que sabemos dominar, en mi caso las del arte". Por esta razón, cuando la pregunta se amplía a la vinculación de Podemos con el 15M o su influencia en la situación social actual, la activista es rotunda: "Evito rotundamente la política de partido. Lo que nos ha dejado este movimiento es la importancia de la sociedad civil en los cambios políticos por cauces que no son los convencionales, es decir la política de partidos".

5

"Mi trabajo desde los inicios se ha nutrido del arte feminista de la década de los setenta en Estados Unidos", explica. "Tal vez destacaría a Suzanne Lacy, con quien tuve la oportunidad de colaborar en Madrid en el 'Esqueleto Tatuado', un proyecto sobre violencia de género bastante complejo, organizado desde el MNCARS y comisariado por Berta Sichel. Culmino con una 'performance' multitudinario el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer en 2010 en la Puerta del Sol en Madrid".

6

El diario del movimiento feminista que la artista pinta se correspone con el devenir político, cultural y social de esta corriente. Esta mujer embarazada representa ese símbolo de los tiempos. "La legalización del aborto ha entrado en un bucle de rechazos y aprobaciones desde hace ya más de 30 años", opina María María. Por el contrario, "por primera vez la percepción ante la sociedad de lo que significa ser feminista no es negativa", asegura. En este cambio identifica a algunas "mujeres del espectáculo" como las que ayudan a luchar en esta dirección. Pero sus dibujos están en "las que contribuyendo al nuevo imaginario feminista sean o no conocidas".

7

Las imágenes de María María se comparten. Su voz pretende ser una más entre el millón que intentan reescribir la historia. Para conseguir el altavoz recurre a internet y sus herramientas, la licencia Creative Commons, para que todas las activistas -"sobre todo las retratadas"- puedan hacer uso de ellas.

Cuando no expone en espacio como Matadero Madrid, encuentra en la ciudad su sala de muestras. "La idea de colgar las lonas en los balcones responde por una parte a una intención poética de devolver las imágenes a la calle", dice. "Se le ocurrió a Tomás Ruiz-Rivas mi pareja y socio en el proyecto de arte experimental Antimuseo, y parte de la necesidad de dirigirse a otros públicos y salir de espacios que ya están codificados, como una galería o un museo". Salvador Carretero, director del Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Santander, no solo programó indignada en las salas de su centro, también las colgó de su fachada. Después se mostrarían en viviendas de Madrid (2013), en la sede de la Universida de Alicante (2014), en Casa Vecina en México (2014) y en el festival PitchWise en Sarajevo (2014).

8

Emma Sulkowicz, estudiante de la Universidad de Columbia de Nueva York, lleva consigo donde quiera que vaya el colchón en el que otro alumno la violó, desde septiembre de 2014. Y lo hará hasta que sea expulsado. Esta acción es parte de sus tesis, una dura 'perfomance' llamada "Lleva ese peso". La ampliación del proyecto de María fuera de las lindes de la Puerta del Sol ha contribuido a la internacionalización de su trabajo no solo en las ciudades donde reside (Madrid y México DF) también gracias a la repercusión de sus obras en medios internacionales como 'Buzzfeed' y la versión estadounidense del 'HuffingtonPost'.

9

Uno de los últimos dibujos que María María ha incorporado a la serie 'Indignadas'. Una mujer durante protesta contra los atentados al semanario satírico 'Charlie Hebdo'.

10

Una de las imágenes favoritas de la artista, símbolo del movimiento Occupy Wall Street, la réplica estadounidense al movimiento 15M.

11

12

13

14

15

16

17

18

Archivado en:

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores