El ensayo fotográfico que muestra el sinsentido de las fronteras

El fotógrafo Valerio Vincenzo recorre Europa retratando líneas invisibles que muestran una noción diferente de los límites geográficos en "Borderlines. Frontiers of Peace".

"Las fronteras europeas, como el muro entre Grecia y Turquía o las vallas en Hungría y en Melilla, son un peligroso paso atrás y un insulto a la civilización", defiende el artista francés.

  • Comentar
  • Imprimir
Ver galería en modo Horizontal Vertical
1

Frontera Alemania y Polonia. El mismo lugar donde se encuentra esta pasarela de madera sobre la que corre este niño separaba en su día a Polonia de Alemania. Han pasado 20 años desde el Acuerdo de Schengen, que hizo olvidar a Europa lo que era una frontera casi por completo, hasta convertirse en el lugar sin barreras que mereció el Premio Nobel de la Paz en 2012. En los últimos meses, el cuerpo sin vida de otro niño, el sirio Aylan, en otra playa, la de la turística Bodrum en Turquía, nos ha enfrentado a una realidad muy distinta de la del sueño común de paz y libertad. También han reaparecido viejas cicatrices en la piel del continente, en forma de alambras de espino. El fotógrafo "Valerio Vincenzo"representa ese ideal europeo. Nacido en Francia e instalado entre Milán y Ámsterdam, desde hace casi una década recorre la región retratando líneas invisibles que muestran una noción diferente de los límites geográficos en su ensayo visual "Bordelines. Frontiers of Peace". Su proyecto, en continua actualización, cobra nueva vida ante la Europa del 2016.

2

Frontera Portugal y España. "Comencé elaborando estas imágenes para contar mi relato personal. Cuando me mudé a Italia antes de 1995, era muy duro obtener un permiso de residencia, siempre faltaba algún papel. Una vez que Italia ingresó en el Espacio Schengen dejé de ser un extranjero y me convertí en un europeo. Esa libertad supuso un cambio radical para el continente", explica el artista a Verne a través del correo electrónico. "Las fronteras son una invención del ser humano que se puede interpretar y organizar de muchas formas diferentes. En un mundo en el que podemos navegar libremente por Internet en casi cualquier parte, establecer fronteras físicas entre países es un sinsentido racional, moral y económico. Las leyes internacionales han de evolucionar", defiende el francés.

3

Frontera Polonia y Eslovaquia. "Teniendo en cuenta los datos demográficos de Europa, deberíamos invitar a los inmigrantes a venir aquí en vez de gastar dinero en intentar que vuelvan por donde han venido. Entre 1850 y 1914, en torno a 55 millones de europeos emigraron a Estados Unidos. Si alguien tiene la prueba de que esa llegada de población masiva afectó negativamente a la economía del país, estaría muy interesado en que me la muestre".

4

Frontera Letonia y Estonia. "Tendemos a fabricar un 'otro' y a establecer límites en torno a él, que nos ayuda a definirnos a nosotros mismos. Pero ese 'otro' no existe. En cada frontera descubro historias pasadas. Algunas son tristes, sobre familias separadas, y otras son anécdotas divertidas sobre el trapicheo de mercancías".

5

Frontera Alemania y Austria. "Conmemorar fronteras como el Checkpoint Charlie de Berlín es un modo de recordar que los muros nunca han sido y nunca serán una buena solución a largo plazo. En Europa, el muro entre Grecia y Turquía, las vallas en Hungría o Melilla son un peligroso paso atrás y un insulto a la civilización. Mi objetivo es mostrar imágenes de fronteras muy diferentes de lo que la gente espera; paisajes apacibles que cuestionan la noción actual que tenemos del término".

6

Frontera Países Bajos, Alemania y Bélgica. "Calculo que entre 2007 y 2013, mientras trabajaba exclusivamente dentro del Espacio Schengen, crucé fronteras más de mil veces sin mostrar mi identificiación ni una sola vez. Por razones estéticas, la mayoría de las imágenes las tomo durante los meses de verano. Cuando regreso en septiembre, revelo los negativos, porque trabajo con un formato analógico, Hasselblad, y edito las imágenes. El resto del año busco financiación y lugares donde exponer -el verano pasado se mostró en la sede de la Unesco en París- y me centro en otros proyectos".

7

Frontera Suiza e Italia. "Todos los beneficios procedentes de publicaciones, exposiciones y premios (como el Weiss de Periodismo Europeo) se reinvierten en 'Borderlines. Frontiers of Peace'. Estoy ahora mismo buscando financiación para los dos viajes de este verano. Uno recorrerá la zona del norte de España y el sur de Francia y el otro el sur de Escandinavia".

8

Frontera Bélgica y Países Bajos. "Una de las razones por las que no abandono este proyecto es porque creo de forma total y absoluta en su mensaje".

* Para que no te pierdas nada, nosotros te mandamos lo mejor de Verne a tu móvil: ¡únete a nuestro Telegram telegram.me/verneelpais!

Comentar Normas

O conéctate con: