Lo que opinan los fotógrafos que retratan la migración en el Mediterráneo

Hablamos con los autores de algunas de las fotos que más repercusión han tenido estas semanas

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo
Ver galería en modo Horizontal Vertical

Miles de inmigrantes han llegado en los últimos días a la isla griega de Kos, cercana a la costa turca, que es vía de paso sobre todo para gente que huye de las guerras de Afganistán y de Siria. Pagan unos mil euros por una hora de trayecto en una balsa de plástico y se unen a las más de 120.000 personas que han llegado este año a las costas griegas por mar. Hemos entrevistado a los autores de algunas de las fotografías más publicadas y compartidas en medios y redes para que nos expliquen la historia detrás de estas imágenes a veces duras, pero en ocasiones, también esperanzadoras.

1

El fotógrafo de Reuters Darrin Zammit Lupi tomó está foto el 6 de agosto desde el Phoenix, un barco de rescate de la ONG MOAS, donde estuvo en total diez días. En ella vemos a un inmigrante arrojándose al mar durante una operación de rescate a 16 kilómetros de la costa de Libia. “Habíamos participado ya en varias operaciones hasta ese momento -explica a Verne-. El Phoenix había lanzado sus lanchas para acercarse al barco de los inmigrantes, mientras yo me quedé en el barco a unos 150 metros. No podía ir con las lanchas porque le hubiera quitado el sitio a alguien que necesitaba rescate urgente. A veces la foto tiene que quedarse en segundo plano”. REUTERS

2

El maltés Darrin Zammit Lupi lleva diez años fotografiando la inmigración en el Mediterráneo y es autor de Isle Landers, un libro que recoge muchas de estas historias. “Es emocionalmente duro a veces, pero también recompensa, sobre todo cuando ves que muchas de las imágenes han tenido un impacto positivo y directo en la gente que sale en ellas”. Seguir este tema es importante para él: “Es una de las historias más importantes del siglo XXI. Hasta donde yo sé, nunca en la historia de la humanidad ha habido un movimiento tan masivo de gente”. En su opinión, “no es algo que vaya a cambiar pronto. Es una realidad que tenemos que aceptar y tratar. Es esencial para la integración y el bienestar de todos comprender por qué está gente tiene que viajar y qué sacrificios terribles han de soportar”. Esta foto está tomada en un barco de rescate de Médicos Sin Fronteras, entre Libia y Sicilia. REUTERS

3

El fotógrafo Yannis Behrakis tomó esta foto desde la costa. "Comienzo cada mañana a las cuatro o incluso antes -explica a Verne-. De hecho, muchos días ni siquiera duermo. Voy a los sitios a los que normalmente llegan y espero. A veces llegan a unos cien metros de donde estoy y aún así no los veo porque está totalmente oscuro. Intento escuchar el ruido del motor y si hay luna llena puedo oír el bote. Entonces corro hacia ellos. Es muy difícil y necesitas tener mucha suerte, pero sobre todo pasión y creer en lo que haces". Esta fotografía muestra un bote a la deriva en el mar Égeo después de que se averiara su motor entre la costa turca y la isla de Kos. Fue portada del New York Times. REUTERS

4

Behrakis se ha encontrado más de una vez con esta crítica en redes: "¿Por qué haces fotos a los inmigrantes y no les ayudas?". El fotoperiodista griego suele responder con una foto en la que se ve a los guardacostas ayudándoles: "Alguna gente no entiende o no quiere entender que mi forma de ayudar a esta gente es fotografiándoles". Si estas imágenes se publican, "la comunidad internacional estará al tanto de estos problemas y nadie podrá decir que no sabía nada al respecto". En la foto vemos a refugiados sirios sacándose un selfi al llegar a la isla de Kos. Algunos de ellos traen móviles envueltos en fundas de plástico y lo primero que hacen al llegar es llamar a sus familias. REUTERS

5

Miloš Bičanski explica a Verne que “los inmigrantes suelen llegar entre las tres y las ocho de la mañana. En la isla de Kos hay dos playas a las que pueden acceder y normalmente esperamos en una de ellas. Se les puede oír cuando están llegando”. Bičanski lleva diez años trabajando en Atenas, incluyendo muchas fotografías sobre inmigración: “Es un tema que me interesa personalmente porque soy serbio y he conozco muchas historias de este tipo de cerca”. Getty Images

6

En esta foto vemos el contraste entre el crucero del fondo y los inmigrantes en el primer plano, secando sus pertenencias en la playa de Kos, pero Bičanski explica a Verne que esto no fue intencionado: “En ese momento no me di cuenta y no tenía la idea de crear este contraste. Kos es un sitio muy turístico y ves continuamente barcos y yates". Getty Images

7

Algunas de las fotos más difundidas estas semanas no provienen de fotoperiodistas. Las instituciones también publican en sus redes sociales imágenes (fotografías y vídeos), que ofrecen asimismo a medios de comunicación. Es el caso de esta fotografía que muestra el rescate por parte de miembros de la marina de los inmigrantes que viajaban en la embarcación en el canal de Sicilia, el 12 de agosto. "Algunos de los miembros de la Marina están especializados en comunicación, aunque no hay especialistas en todos los barcos. A veces, cuando es posible, algunos sacan fotos o graban vídeos mientras estamos haciendo diferentes tareas", explica a Verne un portavoz de la Marina Militare a través de correo electrónico. El mismo portavoz indica que el objetivo es "documentar" el trabajo, tanto en el caso del rescate de migrantes como en el de otro tipo de tareas. "Intentamos hacer siempre fotos y vídeos. Las mejores las colgamos en las redes sociales y para los medios, y especialmente en Twitter". El fotoperiodista Darrin Zamit Lupi nos cuenta que muchas de las fotos de las autoridades son impactantes "porque suelen ser los primeros en llegar". Los fotógrafos con los que hemos hablado advierten de los diferentes objetivos de las autoridades: "No publicarán una foto de una situación que salió mal", , afirma Yannis Behrakis .

8

Otro ejemplo de imágenes tomadas por instituciones, en este caso por la Polizia di Stato italiana. Se trata de una operación de rescate de más de 600 inmigrantes que naufragaron cerca de la costa de Libia. Se teme que hayan muerto más de 200 personas. El portavoz de la Marina explica a Verne que fotografiar el proceso es parte de su protocolo: "Tenemos cámaras preparadas en todos los barcos, aunque no haya ningún miembro de los especializados en comunicación. Tratamos de grabar cada uno de los trabajos que hacemos por aire, mar y tierra" en un ejercicio de transparencia con los ciudadanos.

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores