El monólogo sobre las diferencias entre educar a niños y adolescentes

Una charla del periodista y divulgador Carles Capdevila revive en la red gracias al sentido del humor con el que concibe la paternidad y la crianza

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Carles Capdevila es el director del diario catalán Ara y también padre de cuatro hijos. Cualidad personal que no destacaría en su currículo profesional si no fuera porque con sus charlas sobre la paternidad y la crianza, sustentadas en el humor, se ha convertido en uno de los divulgadores más populares de España. Su última ponencia sobre la educación de niños y adolescentes presentanda en el congreso Gestionando hijos, celebrado en Barcelona el pasado julio, ha revivido en la red dos meses después. Su monólogo acumula más de medio millón de reproducciones en YouTube, con un despunte a partir de mediados de septiembre cuando empezó a viralizarse a través de Facebook donde los visionados superan el millón y medio.

Si tienes bebés en casa o adolescentes, da igual. Este video te interesa y te va a partir de risa.Carles Capdevila es...

Posted by Exprai on Lunes, 14 de septiembre de 2015

Colaborador habitual de la Ser y autor de una colección de la serie infantil Las tres mellizas, Capdevila cuenta a Verne que el éxito de esta charla le ha pillado por sorpresa. "El vídeo en el primer mes llegó a 40.000 visitas y en una semana pasó a 500.000. La gente me para por la calle para hablarme de ello. Tengo amigos que lo han recibido siete veces por WhatsApp", explica. ¿La clave? "Para entender la paternidad o maternidad no hace falta ser madre, es suficiente con ser hijo. La educación es el tema más universal, es la vida en estado puro". Unido a su humor habitual o "la ironía como método para no tener que estar enfadado todo el día".

Con 19 años de experiencia en paternidad ha llegado a la conclusión de que su misión consiste en "espabilar a los pequeños y controlar a los mayores", en su caso dos niños y dos adolescentes."Esta noche cuando llegue a casa dos me abrazarán y dos no", dice en un momento del monólogo, en el que explica los cinco sentidos que componen la base de su manera de educar, con una estructura similar a la de un mónologo propio de El club de la comedia:

1. Sentido Común. Para intentar aproximarse a su meta aplica el sentido común necesario para que un padre se replantee si es necesario repetirle 27 veces a sus hijos que se vayan a dormir, por ejemplo. "Tal vez es que no entiende tu idioma", dice con retranca durante la ponencia.

2. Sentido del ridículo. El segundo sentido en el que confía Capdevila: "Padres bajitos que llegan al médico y no entienden por qué su hijo es bajito. Esto ocurre. Y claro el pediatra acaba mirando a ambos y diciéndoles: 'Felicidades, el hijo es suyo".

3. Sentido del deber y la responsabilidad. Es decir, aquel que debería servir para que una pareja se pregunte si merece la pena verbalizar la frase '¿Tener hijos te cambia la vida?'. "Pobrecitos, mejor que no tengan", termina por decir el periodista en la ponencia. "Esta resistencia a ser padres y no querer cambiar me sorprende, porque es imposible".

4. Sentido moral. Se refiere a los valores, los que según Capdevila dependen mucho de la imitación. "A veces los roles los confudimos por la excesiva entrega", plantea.

5. Sentido del humor. Es el que vertebra su filosofía educativa. "Los padres motivados tenemos ciertos complejos o ansiedades fruto de saber tanto", dice, "y a mí lo que me apetece es que hablemos de educación y que a la vez nos divirtamos".

Rodeado de madres y padres que han descubierto en internet una nueva manera de compartir sus experiencias, el periodista cree que esta plataforma sirve para difundir experiencias de una manera más rápida y sencilla. "A veces te ayuda más otro padre o madre que un psicólogo o un pediatra", opina. "Además, estamos más informados, a veces demasiado. Creo que Google es una maravilla y también una fuente de preocupaciones infundadas". La sobredosis de información, métodos y consejos pueden tener también consecuencias negativas. "Nos puede acomplejar, nos rebaja la autoestima. Es mejor estar informado pero ser padre o madre requiere espontaneidad, alegría, seguridad, sentido común".

* Para que no te pierdas nada, nosotros te mandamos lo mejor de Verne a tu móvil: ¡únete a nuestro Telegram telegram.me/verneelpais!

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne