Netflix retira la película mexicana ‘Pink’ por homófoba

Varios activistas y asociación LGBT protestaron ya que el film insinúa que los padres gay no son aptos para adoptar niños

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo
Fotograma de la película 'Pink' (2016) de Paco del Toro
Fotograma de la película 'Pink' (2016) de Paco del Toro

La plataforma de Netflix en México incluía en su catálogo la película mexicana Pink entre la última semana de marzo y la primera de abril. La vigesimoctava entrega del director Paco del Toro cuenta la historia de una pareja gay que adopta a un niño, situación que resulta desastrosa para todos los involucrados. La adición de esta película a Netflix propició una serie de protestas de activistas y asociaciones LGBT tanto en las redes como en los medios nacionales. Netflix retiró la película de su sistema “tras analizar su contenido”, informó a Verne uno de sus representantes vía correo electrónico.

La compañía no confirmó las fechas exactas del estreno y el retiro de la película en su catálogo, ni que esta decisión fue tomada a raíz de las protestas. Luis Guzmán, vicepresidente de la asociación LGBT en Jalisco Codise, dice a Verne, que él se enteró del estreno de Pink en Netflix a través de un grupo de activistas en WhatsApp el 29 de marzo. “Entré a Netflix y efectivamente ahí estaba”, comenta vía telefónica. “Muchos compañeros comenzaron a protestar en redes y enviaron peticiones a Netflix expresando que no era tolerable incluir una película así en la plataforma”.

Los locutores del programa de radio de espectáculos Dispara Margot Dispara también opinaron que la película no tenía un lugar en Netflix en su transmisión del 4 de abril. “Pink dice que ser gay es estar en el error y que solo Dios te puede ayudar a remediarlo”, dijo el presentador Horacio Villalobos. “¿No les parece ofensivo? ¿Por qué no suben un filme hecho por neonazis que hable de matar judíos?” El columnista Omar Ramos, del diario Milenio, escribió un día después: “Mantener Pink en su catálogo es ofender a una comunidad que les ha dado mucha atención y les ha agradecido por ser inclusivos y diversos. Pink no debería estar en Netflix”.

Guzmán explica que surgió un debate entre los activistas sobre si la película debía retirarse o no. “La opinión estaba dividida porque algunos creían que esto iba contra la libertad de expresión, que sería censurar un punto de vista”, dice. “El problema de exhibirla en Netflix es que muestra una visión parcial de la adopción de niños por parejas gay y en algunas partes un mensaje erróneo".

El activista añade: "Es preocupante que la película concluye que los gays no somos aptos para criar niños porque somos personas que vivimos con excesos y tenemos desórdenes mentales. Sí, existen homosexuales que no son aptos para criar niños, pero también hay personas heterosexuales que tampoco lo son. Los factores son muy complejos que la película no muestra”.

El estreno de Pink en los cines el 4 de marzo de 2016 también resultó en varias protestas en redes y peticiones en línea para que fuera retirada de Cinemex, la única cadena mexicana de cines que la exhibió. “La empresa mantiene su compromiso de ofrecer diversas opciones de entretenimiento a sus invitados manteniendo una postura neutral respecto al contenido de estos”, explicó Cinemex en un comunicado enviado al diario Milenio. Una semana después, la película fue retirada de la cartelera, pero la empresa no explicó la razón.

Los cines mexicanos han proyectado otras películas de Paco Del Toro, quien en varias ocasiones ha dicho que el propósito de su obra es difundir los principios cristianos. Aunque Pink ha sido hasta ahora su película más controversial, también recibió críticas por Cicatrices (2005) en la que el director muestra una postura contra el divorcio a pesar de la violencia intrafamiliar. Antes de Pink, Del Toro también estigmatiza la homosexualidad en su película SIDA: Síndrome de muerte (1993).

El Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación de la Ciudad de México (COPRED) se pronunció en contra del mensaje de la película y la representación estereotipada de los personajes durante su mes de estreno en cines. “Se desprenden posturas contrarias a los principios de igualdad y no discriminación, entre ellos la reiterada ridiculización”, explicó en un comunicado.

A pesar de esta postura y las críticas, Del Toro aseguró que la película podía ayudar a la comunidad homosexual a cambiar su estilo de vida. “No se puede curar la homosexualidad”, dijo en una entrevista con el diario Reforma. “Pero creo que hay poder en Dios para cambiar esas vidas”.

Sigue a Verne México en Facebook, Twitter e Instagram y no te pierdas tu ración diaria de maravillas de Internet.

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne