Se le queda la mano atrapada en un sumidero en San Sebastián al intentar recuperar 50 euros

Los bomberos necesitaron más de hora y media para liberar a la joven

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo
La joven atrapada en el Peine del Viento, en San Sebastián
La joven atrapada en el Peine del Viento, en San Sebastián.

Los bomberos de San Sebastián recibieron una llamada de auxilio poco usual el 18 de abril: una joven había introducido la mano en un sumidero de piedra, cerca de la escultura del Peine del Viento, para recuperar un billete de 50 euros y había quedado atrapada. El cuerpo de rescate necesitó más de hora y media para poder liberarla.

"En esa zona pega mucho el mar y hay muchos sumideros que son como canales de piedra de granito", explica por teléfono a Verne Asier Habans, oficial de bomberos de guardia cuando se produjo el rescate. Fue en esos canales por los que se le cayó el billete a un joven. "A él no le cabía la mano, y como su novia tenía el brazo más delgado, lo intentó ella", cuenta.

La joven sí logró introducir el brazo entre las dos losas de granito, pero no sacarla. "Tenía unas pulseras metálicas que no permitían que el brazo saliera", explica Habans. "Además, la mano terminó por hincharse, lo que hacía más difícil liberarla".

Antes de introducir la mano, la pareja lo intentó con un palo, según cuenta Diario Vasco, primer medio en hacerse eco de los hechos y por el que se ha popularizado la notica. Viendo que no lograban pescar el billete, la joven introdujo la mano y, al poco de verse atrapada, la gente comenzó a arremolinarse a su alrededor. Fue entonces cuando decidieron avisar a los bomberos.

Rescate nocturno

Los bomberos llegaron a las 20:15 de la tarde. Primero, intentaron sacar la mano de la afectada con la ayuda de jabón, sin resultado. Tuvieron que recurrir a cortar la losa de piedra: "Utilizamos una sierra de disco y un separador que usamos en los accidentes de tráfico", cuenta Habans. También necesitaron focos para iluminar la zona cuando cayó el sol.

Finalmente, lograron cortar la losa y liberar a la joven. "Al inicio estaba muy tranquila", cuenta Habans, "pero después de más de hora y media se agobió un poco, aunque solo al final". Además de lograr sacar el brazo, la pareja también recuperó los 50 euros.

Según Habans, este tipo de rescates no es habitual, pero tampoco es raro. "Le pasa sobre a todo a niños con las máquinas de bolas con juguetes", cuenta. Esos casos suelen ser más sencillos. "Lo que le ocurrió a la joven fue más complicado porque había que romper la piedra".

* Para que no te pierdas nada, nosotros te mandamos lo mejor de Verne a tu móvil: ¡únete a nuestro Telegram telegram.me/verne!

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne