¿Qué pasa si dejas un montón de libros en el centro de la Ciudad de México?

El proyecto #Bibliotecaurbana busca fomentar la lectura entre los capitalinos

Está formada de libros donados y cualquiera puede utilizarla

  • Comentar
  • Imprimir
Diariamene la biblioteca urbana recibe donaciones de libros de los ciudadanos.
Diariamene la biblioteca urbana recibe donaciones de libros de los ciudadanos..

Cerca de Avenida Juárez número 58 en el Centro Histórico de la Ciudad de México, hay una biblioteca construida con huacales (cajas de madera para transportar víveres) y abastecida por ciudadanos. El 28 de marzo, la organización ciudadana Mensajeros Urbanos armó este espacio a las puertas de un edificio a abandonado con el fin de fomentar la lectura en México. En su página de Facebook, la organización publicó un video el 6 de abril que explica cómo funciona esta biblioteca callejera. El video ha sido compartido más de 90.000 veces y cuenta con más de 2 millones de reproducciones en una semana.

Gerardo Alcobendas, cofundador de Mensajeros Urbanos, explica a Verne el objetivo del proyecto: “La idea es que las personas vengan, donen un libro y se lleven otro que les interese leer. Cuando lo terminan, lo regresan y se llevan otro. También buscamos fomentar la confianza y la honradez. En realidad, el local se queda solo la mayor parte del día y toda la noche. Hasta ahora no le ha pasado nada”.

Esta biblioteca recibe todo tipo de literatura: desde libros de historia, novelas, poemarios, textos de ciencia y hasta cuentos eróticos. “La respuesta de la gente ha sido muy buena. Hay quienes no donan ningún libro, pero hay quienes donan muchos. Simplemente ayer (10 de abril) nos donaron 300 de golpe y eso nos ayuda a que siempre haya material y muy variado”, detalla Alcobendas.

El jóven de 26 años señala que aunque el arranque de la iniciativa fue lento, después de publicar el video en Facebook ha habido mucho más participación. “Recibimos desde lectores frecuentes, hasta personas que apenas empiezan a formar un hábito de lectura. Cuando nos preguntan, ¿Puedo llevarme este libro? eso nos motiva mucho. Queremos que todos tengan acceso a la lectura”, dice.

Mensajeros Urbanos planteó #Bibliotecaurbana como un proyecto de un mes de duración, pero Alcobendas dice que probablemente prolongue su operación: “Si la gente sigue respondiendo bien y no nos quitan del lugar -porque en realidad no tenemos ningún tipo de permiso- vamos a seguir con el proyecto. También hay gente interesada en replicar la biblioteca en otras delegaciones como Tlalpan e Iztapalapa e incluso nos han contactado de Monterrey. Vamos a ver qué pasa”.

#BibliotecaUrbana

Posted by Mensajeros urbanos on Monday, March 28, 2016

Otras bibliotecas callejeras de este tipo han surgido en ciudades como Nueva York, Victoria (Canadá), Jerusalem, y Sidney.

Sigue a Verne México en Facebook, Twitter e Instagram y no te pierdas tu ración diaria de maravillas de Internet.

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

O conéctate con:

Lo más visto en Verne