5 argumentos contra aquellos que niegan la importancia de la depresión

J.K. Rowling, que sufrió esta enfermedad, contesta a un tuitero que aseguraba que "no es real"

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo
La autora de Harry Potter sufrió depresión, una enfermedad que afecta a más de 300 millones de personas en todo el mundo
La autora de Harry Potter sufrió depresión, una enfermedad que afecta a más de 300 millones de personas en todo el mundo. Getty Images

-Si estás deprimido, pues te animas.

-¿Cómo puedes estar triste con la vida que tienes mientras hay tantas personas en el Tercer Mundo pasando hambre?

-Para salir de la depresión solo tienes que cambiar tus circunstancias. Y arreglado.

Estos son solo algunos de los muchos tópicos falsos sobre la depresión, una enfermedad que afecta a más de 300 millones de personas según la Organización Mundial de la Salud (OMS). La autora de Harry Potter, J.K. Rowling, que sufrió esta enfermedad, cargó este viernes contra un tuitero que negaba que la depresión sea algo real.

Este hilo te enseñará mucho sobre el mecanismo de defensa de la proyección, pero cero acerca de la verdadera enfermedad mental que es la depresión

La depresión no es real. Si te sientes triste, supéralo. SIempre estarás deprimido si tu vida es deprimente. Cámbialo. Hilo.

A partir de ese momento, varios tuiteros compartieron sus casos de depresión con la escritora. Rowling contestó a varios de ellos: "Algunas de las personas más talentosas, exitosas e impresionantes que conozco han sufrido o sufren depresión. No estás solo"; "cuéntale inmediatamente a alguien de confianza cómo te sientes"; "Harry -Potter- me ayudó mucho durante mi depresión, como he contado muchas veces. Mantengamos a raya a esos dementores"; "

Con el tuit al que respondía Rowling empieza un hilo "peligroso", en opinión de la psicóloga Amaya Terrón. Con ella y con el presidente de la Sociedad Española para el Estudio de la Ansiedad y el Estrés, Antonio Cano, desmontamos sus argumentos falsos.

"No es una enfermedad clínica"

"Hay un consenso médico sobre la gravedad este trastorno emocional", comenta Cano. "Hay millones de personas que sufren depresión en el mundo", añade. La OMS explica en su página web que "la depresión puede llegar a hacerse crónica o recurrente y dificultar sensiblemente el desempeño en el trabajo o la escuela y la capacidad para afrontar la vida diaria. En su forma más grave, puede conducir al suicidio". "A los psicólogos nos ha costado mucho que la depresión sea reconocida como una enfermedad como para que ahora se sigan diciendo este tipo de falsedades", indica Terrón.

"Es normal estar deprimido a veces, pero eso no lo convierte en una enfermedad"

De este comentario se desprende una confusión clave para entender el error de comprensión de este tuitero y de aquellos que comparten su opinión: no es lo mismo estar triste que deprimido. Lo primero es una emoción y lo segundo, un trastorno emocional. "Aunque puedan tener el mismo origen, no tienen nada que ver. Hay un salto cualitativo enorme", comenta Cano.

"Por ejemplo, es normal estar nervioso antes de un examen. Eso no te convierte en una persona con ansiedad. Sin embargo, si sufres ataques de pánico en los que sientes que te vas a morir, hablamos de otra cosa. Con la emoción de la tristeza y el trastorno emocional de la depresión pasa algo parecido", añade.

"La mayoría de las personas deprimidas son demasiado vagas como para cambiar"

Siguiendo esa reflexión, superar una depresión es tan fácil como proponérselo. "Pero no es así. Eso es racionalizar la depresión. Si haces esto, consigues esto. La depresión no funciona de esa forma. Cuando estamos enamorados, nuestra pareja nos parece la más maravillosa del mundo. No es verdad, pero lo vemos así. Un trastrono emocional como la depresión sigue la misma lógica", indica el psicólogo.

Terrón asegura que la visión racional de la depresión conduce a "culpabilizar al enfermo; ellos no eligen estar así". "Las emociones no son racionales, como tampoco lo son los trastornos emocionales. Hay una parte de nuestro cerebro que a veces toma el poder, que da un golpe de estado, y que controla nuestras acciones, por muy irracionales que parezcan", indica Cano.

La racionalización de las emociones también se da en los procesos de duelo. "Cuando se acaba una relación, siempre hay un periodo en el que necesitamos saber el motivo. Es un mecanismo de protección. Si hay una razón, nos resulta más sencillo. Sin embargo, como decía antes, las emociones no son racionales", dice Terrón.

"¿Cómo puedes estar deprimido cuando hay personas en zonas de guerra que no lo están?"

Este argumento es el mejor ejemplo de que la negación de la depresión parte de esa racionalización de las emociones. "Me encuentro con esta situación a todas horas en mi consulta", continúa Terrón, "ya que las personas con depresión se sienten mal consigo mismas por estar así. Si tengo una familia que me quiere, un buen trabajo y todo a favor, dicen muchos".

"Si nos paramos a analizar de forma objetiva nuestra situación, nunca nos deprimiríamos, pero las personas no somos así. Lo que condiciona una depresión no es la realidad, sino nuestra interpretación de esa realidad", añade Cano. Entonces, ¿por qué no cambiar esa interpretación? "Se puede intentar, especialmente cuando la depresión no es muy grave, pero una persona deprimida pierde esa capacidad. La emoción genera sesgos y distorsiones cognitivas. Cuanto más deprimido estás, más irracional eres". 

¿Cómo afectan estos tópicos a los pacientes?

 "Muy mal", coinciden los dos psicólogos consultados por Verne. "Opiniones como las de este tuitero son tóxicas. Hacen que las personas deprimidas se sientan aún peor consigo mismas. Salir de una depresión no es tan fácil. Nadie dice que una persona con otras enfermedades tiene la culpa de estar así. ¿Por qué se lo hacemos a una persona deprimida?", dice Terrón. Un tuit reciente resume esa sensación.

A las personas que niegan la depresión como enfermedad hay que añadir las que no entienden en qué consiste. "Pero a ver, hijo, si tienes trabajo, salud y dinero, ¿cuál es tu problema? Hay muchos familiares que reaccionan así ante una depresión. Existe mucha falta de información sobre los trastornos mentales. Eso hace que personas que te quieren no te etiendan y, además, no te ayuden", añade Cano.

* Para que no te pierdas nada, nosotros te mandamos lo mejor de Verne a tu móvil: ¡únete a nuestro Telegram telegram.me/verne!

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne