Beber agua antes de dormir no previene infartos, es un bulo

La Clínica Mayo, a la que se cita como fuente, lo desmintió en 2010

  • Comentar
  • Imprimir

Si nos creyéramos todos los bulos que circulan sobre los beneficios de beber agua, no haría falta que existiesen las farmacias. Los hay que dicen que reduce las probabilidades de tener cáncer de colon y mama, que cura la diabetes y el asma… y hasta que previene los ataques al corazón. Este último tal vez te haya llegado en las últimas semanas: un mensaje que asegura que beber agua a ciertas horas reduce las probabilidades de ataque al corazón se ha popularizado desde principios de 2018. Un post  de Facebook con el bulo, publicado en agosto, ha crecido en más de 50.000 compartidos durante en 24 horas.

El bulo, que supera los 440.000 compartidos desde su publicación, cuenta que el agua “maximiza su efecto en el cuerpo” según a qué hora la tomemos, y ofrece una rutina diaria de ingestas que activaría los órganos internos, mejoraría la digestión y evitaría derrames cerebrales y ataques al corazón. Todo falso: "No existen estudios ni hay evidencias sólidas para hacer estas afirmaciones", cuenta a Verne Paola Beltrán Troncoso, de la Sociedad Española de Cardiología (SEC). El mensaje ha sido publicado por una página llamada Farmacia Don Bosco, con 37.000 seguidores, que no contiene ningún vínculo o información sobre su posible localización.

No existen horas en las que el agua "maximiza su efecto", porque no tiene efectos milagrosos. Aaron E. Carroll, catedrático estadounidense de medicina y autor de varios libros sobre mitos médicos, explicaba en Materia, la sección de ciencia de EL PAÍS, que "no existen pruebas científicas reales de que, para gente por lo demás sana, el beber más agua suponga algún beneficio para la salud".

Este bulo lleva más de 10 años circulando por la red y, antes de popularizarse en Facebook, lo hizo como cadena de emails. Snopes, página especializada en rastrear y desmentir bulos, cuenta que hay versiones de esta cadena en inglés desde 2004. La versión que se ha popularizado en España, que incluye información sobre el uso de la aspirina para prevenir ataques al corazón, es de principios de esta década.

Pero, ¿y lo de las aspirinas?

La versión del bulo que ha llegado a España incluye información sobre el uso de aspirinas para prevenir ataques al corazón, y utiliza como fuente a un doctor: Virend Somers, cardiólogo de la Clínica Mayo. Cuando esta cadena se popularizó en 2010, el centro en el que trabaja Somers publicó un desmentido: "Ni el doctor Somers ni la Clínica Mayo han participado en la creación de esa cadena, que contiene información inexacta y potencialmente dañina", aclaraban.

Paola Beltrán Troncoso explica que sí existen evidencias de que la aspirina puede reducir las posibilidades de sufrir un ataque al corazón, pero que no es recomendable para todo el mundo. "En la población general, los efectos secundarios de tomar una aspirina diaria serían peores que los beneficios preventivos ante un posible ataque cardiaco", cuenta. "En pacientes con alto factor de riesgo, como los diabéticos, sí puede ser recomendable, pero siempre con prescripción médica".

El bulo acierta en una cosa: "En caso de sentir un dolor torácico que identifiquemos como un posible ataque al corazón, la aspirina sí es recomendable", explica la experta, aunque alerta de que la cadena falla en todo lo demás. No hay que llamar a un familiar ni un vecino, sino al número de emergencias, y esperar ayuda. "Ese es el problema de este tipo de bulos, que mezclan algo de información veraz con mentiras", lamenta la cardióloga. "Así solo se generan confusión".

* También puedes seguirnos en Instagram y Flipboard. ¡No te pierdas lo mejor de Verne!

  • Comentar
  • Imprimir

Archivado en:

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne