De estas tres promesas, Theresa May solo podrá cumplir dos: el trilema irlandés del Brexit

La primera ministra británica tiene tres objetivos respecto a Irlanda y el Brexit, pero tendrá que renunciar al menos a uno

  • Comentar
  • Imprimir
 Theresa May tiene que renunciar, al menos, a una de las tres promesas. La foto es de Jack Taylor
Theresa May tiene que renunciar, al menos, a una de las tres promesas. La foto es de Jack Taylor .

Irlanda es uno de los puntos más difíciles de resolver en las negociaciones del Brexit. La magnitud del lío se ve en este diagrama de Venn de R. Daniel Kelemen, politólogo de la Universidad de Rutgers, en Estados Unidos. Él lo llamaba la Trinidad Imposible, pero se está compartiendo en Twitter, levemente modificado, con el nombre del Trilema del Brexit de May.

Según este gráfico, Theresa May, Primera Ministra del Reino Unido, hizo tres promesas a los partidarios del Brexit, pero podrá cumplir como máximo dos.

Quedan 59 días [para que el Reino Unido salga de la UE]. El Parlamento sigue votando unicornios.

El gráfico recoge tres objetivos de May:

1. Dejar el mercado único y la unión aduanera.

2. Que no haya frontera entre Irlanda del Norte y Gran Bretaña.

3. Que no haya frontera física entre la República de Irlanda e Irlanda del Norte.

Hay que descartar al menos una de estas opciones: si se abandona la unión aduanera, tendrá que haber frontera entre la República de Irlanda e Irlanda del Norte. Si se opta por dejar abierta esta frontera, simplemente se desplaza el problema, ya que habría que poner fronteras entre Irlanda del Norte y Gran Bretaña. Mantener las tres cosas a la vez es, según el gráfico, "totalmente imposible. Pensamiento mágico, unicornios, etcétera".

En una charla en la Universidad de Dublín, celebrada en febrero del año pasado, Kelemen ya se preguntaba cuál es la promesa que Theresa May va tener que romper, ampliando la información que da el texto del diagrama.

- Si se opta por dejar una frontera entre Irlanda del Norte y Gran Bretaña, el Gobierno de May romperá la promesa que le hizo al DUP, partido unionista irlandés, y habrá una frontera entre ambas islas. En opinión de Keleman podría ayudar a la reunificación de Irlanda a largo plazo.

- Si se opta por poner una frontera entre las dos Irlandas, se romperá la promesa dada a la república irlandesa y a la Unión Europea, además de incumplir el Acuerdo de Viernes Santo. Esto podría llevar a que Irlanda vetara el tratado de la UE con el Reino Unido, dejando a los británicos ante la posibilidad de abandonar la unión sin ningún acuerdo. De hecho, Bruselas ya ha planteado la necesidad de establecer un "mecanismo de protección" (llamado backstop) para impedir la aparición de esta frontera, por temor a que resurja la violencia.

- Si May opta por dejar la UE, pero mantener el país dentro del mercado único y la unión aduanera, se llegaría a un “Brexit blando”. Es una solución similar a la de Noruega, que no es miembro de la unión, pero sí forma parte del mercado único. Esto podría llevar a que se rebelaran los conservadores partidarios de un Brexit más duro y retirarán su apoyo a May, lo que a su vez podría provocar el fin de su Gobierno.

Kelemen concluye su intervención asegurando que no le gusta apostar, pero si tuviera que hacerlo, lo haría por que May optará por romper su promesa al DUP y poner una frontera entre Irlanda del Norte y el resto del Reino Unido, pero no entre el norte y el sur de Irlanda.

Kelemen no está solo al recordar la incompatibilidad de todas las promesas del Gobierno de May. John Springford, director adjunto del Centro para la Reforma de Europa, un think tank proeuropeo, también cuenta con una versión de este trilema, que desarrolló en un artículo publicado en la web de este centro:

El trilema irlandés de Theresa May. Lo último que he hecho. En el gráfico: "Salida del mercado único y la unión aduanera. El Brexit se aplica por entero al Reino Unido y no hay fronteras en Irlanda.

Otra propuesta similar es la de Ferdi De Ville, profesor del Centro de Estudios de la UE de la Universidad de Gante. Incluso el Bank of America Merrill Lynch usó un diagrama similar al de Keleman en una nota enviada a sus clientes en febrero del año pasado.

* También puedes seguirnos en Instagram y Flipboard. ¡No te pierdas lo mejor de Verne!

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

O conéctate con:

Lo más visto en Verne