Miguel Ángel Revilla se hace youtuber: "Lo grabo de un tirón"

Entrevistamos al presidente de Cantabria y hablamos de su primer vídeo en YouTube, en el que se ocupa de Cataluña

Revilla dicta sus tuits (o los pasa por escrito)

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Miguel Ángel Revilla, presidente de la comunidad autónoma de Cantabria, se ha hecho youtuber. Tal y como anunció a través de su cuenta de Twitter, Revilla publicó su primer vídeo el pasado martes, en el que hablaba principalmente de Cataluña. Desde entonces, suma más de 25.000 reproducciones.

Revilla es muy activo en redes sociales. Al margen de las cuentas institucionales del gobierno de Cantabria, también está presente a título personal en Twitter (587.000 seguidores), Facebook (684.000) e Instagram (5.700). Todo empezó hace unos tres años, animado por Espasa, su editorial. “Yo no sabía ni qué era Twitter -explica a Verne en conversación telefónica-. Les dije que no estaba en condiciones de meterme en ese mundillo, pero insistieron, decían que había mucha gente que preguntaba por el libro”.

“El contenido está bien, pero el sonido es una patata”

Decidió dar el salto a YouTube porque “había gente que me decía que eso de los 140 caracteres de Twitter era poco, que si podía ampliar. Así que compré un equipo, con mil euros de mi bolsillo”. No está muy contento con el primer vídeo: “El sonido ha salido mal. Me han dicho que el contenido el contenido está bien, pero que el sonido es una patata. Por la noche, mi hija me leyó lo que comentaban: te vamos a comprar un micro, ponte un micro de solapa... Y le dije, pon ahí que pido perdón y que la próxima vez saldrá mejor.

Un momento, ¿dicta sus actualizaciones en redes? “Claro. Si estoy delante, y si no, las paso por escrito. Y casi siempre compruebo cómo han quedado. A veces estoy lejos y les pido que me repitan lo que han escrito. Aun así, algún gazapillo ha habido…”

“Lo grabo de un tirón”

Su plan es publicar vídeos dos días a la semana: “Leo el periódico y si veo cualquier cosa que me interese, la comento. Es mi opinión, dos minutos de comentario que me permiten extenderme un poco más que en Twitter. Tampoco es complicado: me meto en la sala de al lado y lo grabo de un tirón”. No le hace falta prepararse ningún guión: “No, no, no. No he leído nada en mi vida. He dado hasta discursos de tres horas y pico sin leer”.

El viernes tiene pensado hablar sobre el dinero que tiene la familia Pujol en Andorra: “Y que estén libres… ¿A que tú no lo entiendes? Toda la familia. Es intocable el honorable. Mira, lo voy a anotar aquí, que esta frase me gusta”.

“Todo en exceso es malo”

También baraja otra idea. “Si hubiera comenzado la semana pasada, habría salido comiéndome un chuletón y metiéndome con la OMS. Si es que hunden el sector en Cantabria. Deberían ocuparse de dar de comer”. Y aclara que “todo en exceso es malo. El médico ya le decía a Blesa que no comiera tanto caviar. Bueno, eso lo digo yo”, añade, aclarando que bromea y a pesar de que yo lo había anotado con total convencimiento.

“Igual todavía lo hago -dice, aún indeciso-. En La Sexta me están llamando del programa de Mamen Mendizábal para hacerlo en Torrelavega, en un restaurante en el que consumen su propia carne… Tienen sus vacas”. Cuenta que “siempre hemos sido carnívoros. En la época de Altamira la esperanza de vida era de 50 años, más que en África en la actualidad, y solo comían carne. Ahora les da por decir que la carne es mala. Antes decían que la leche. Todas estas cosas hacen mucho daño”.

No piensa quedarse en el despacho y saldrá fuera a grabar sus vídeos. “Me gustaría hacer algo explicando una cosa que es incomprensible, que es la situación de todas esas familias ganaderas que tienen que vender su leche a 0,28 euros el litro y que están en la ruina”. Se trata de un sistema en su opinión injusto. “Esto tendrá una repercusión enorme. La gente acabará dejando los pueblos y se marchará a las ciudades. Es un error de la Unión Europea no proteger el sector. Además, el mejor ecologista es el que vive de esto”.

“Mi hija tiene una foto con el Rubius”

Uno de sus primeros contactos con Youtube fue en la feria del libro de Madrid del año pasado. Fue a la comida de Espasa, su editorial, “y me viene un chico que me dijo que tenía ganas de conocerme y que me pidió que me hiciera una foto con él. Yo accedí encantado y cuando volví a la mesa todos me dijeron: ‘¿Pero tú sabes con quién te has hecho una foto? Es uno de los youtubers más importantes de España. Auronplay’. Cuando llegué a casa le dije a mi hija que me mirara por qué tenía tantos seguidores. Este chico es un fenómeno de esto. Ha pasado ya un año desde entonces, pero ahora yo también estoy en Youtube. En otro plan, claro, porque él habla de ligar, de las chavalas, de las discotecas…”

También sabe quién es el Rubius, aunque no le sigue. “Mi hija tiene una foto con él. Nos vimos y nos saludamos en una ocasión porque a los dos nos publica Espasa”.

“Armé la de Dios”

Quizás las redes sean una de las claves de su éxito entre la población joven. “A mí la gente que me sigue en Twitter es joven”. Y añade que el mayor porcentaje de sus votantes está en la gente de entre 18 y 28 años. Pero no participa en redes por cálculo: “Lo hago porque me apetece muchísimo”.

Recuerda sus mayores éxitos en redes: la recogida de 212.000 firmas en 10 días en apoyo al juez Elpidio, la foto con su nieto en brazos que vieron, nos cuenta, 6,6 millones de personas en diez días, y la recogida de firmas para que indultaran a la señora que se encontró una tarjeta de crédito y la usó para comprar pañales y potitos. “Armé la de Dios y la indultaron. Envié una carta a Gallardón durísima”.

Ya soy abuelo. Bruno, 3,300kg, 4 horas de vida ¡guapísimo como yo!

Posted by Página Oficial Miguel Ángel Revilla on Viernes, 21 de febrero de 2014

Sus cuentas las lleva él personalmente, sin ningún asesor: “Soy yo. No hay nadie que se atreva”. Y añade: “Hay que tener mucho cuidado”.

Le gusta interactuar con sus seguidores porque es “la mejor encuesta de lo que opina la gente… Aparte de que yo estoy siempre en la calle. Esta mañana he estado entregando una placa a la visitante dos millones de las cuevas del Soplao”. En el acto “he estado hablando con gente que llegaba de todas partes. Y en mi casa siempre compro la comida. Me encanta ir al mercado y hablar con la gente. Aprendes muchísimo”.

Y se compara con otros políticos que se rodean solo de sus asesores, “que son propensos al halago y normalmente solo les trasladan lo guapos que son. Y no te digo nada de los reyes. Yo al anterior ya se lo dije… ¡A mí no me pasa! La gente viene y me dice lo que piensa. Es la manera de enterarte de lo que piensan los demás: estar en la calle o en las redes sociales”.

Con la pareja valenciana que han sido el número 2 millones de visitantes a la Cueva del Soplao, la mayor joya geológica del mundo. #Rionansa #Cantabria

Posted by Página Oficial Miguel Ángel Revilla on Miércoles, 11 de noviembre de 2015

“A mí me gusta mucho hablar”

Cuenta que en Facebook tiene un alcance diario de entre 1,2 y 2,6 millones de personas. Hay actualizaciones que llegan a los 20.000 comentarios: “No me los puedo leer todos, pero a veces echo una ojeada a ver qué opina la gente. Y lo que veo es que el 80% de los españoles muestra el mismo sentido común sobre los temas normales. Pero eso solo lo sabes si hablas con mucha gente”.

Las redes no sólo le sirven para saber qué piensan los demás, sino también para dar salida a su necesidad de expresarse: "Por ejemplo, a lo mejor escucho una noticia por la radio y me quedo con ganas de decir algo, de replicar. Yo soy un político de vocación, a mí me gusta mucho hablar”.

Y no solo de política cántabra, claro. “Aunque sea un político local y mi tierra sea Cantabria, me preocupa mucho todo lo que ocurre. Por eso fui a dar un par de conferencias en Cataluña durante la campaña. Fui a hablar porque es España y me interesa”.

Para él, hablar con los ciudadanos “es media vida. A veces estoy con gente famosa que se queja de que no puede salir a la calle porque le paran para hacerse una foto. A mí, si no me piden una foto, me enfado”.

Recuerda que Pablo Iglesias le comentó en una ocasión que antes iba por la calle con normalidad, pero que ahora tiene que ir en moto y con casco. “Yo salgo a la calle y cada día me hago 200 o 300 fotos… Ahora con el móvil, es fácil. Esta mañana, en las cuevas del Soplao, me habrán hecho 150 tranquilamente. A mí no me molesta, me gusta, me halaga. Pero depende de cada persona, claro”.

* Para que no te pierdas nada, nosotros te mandamos lo mejor de Verne a tu móvil: ¡únete a nuestro Telegram telegram.me/verne!

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne