La historia detrás del perro actor de la sierra de Madrid

"Lo hace desde que era un cachorro", dice a 'Verne' el dueño de Tizón, experto en conseguir bocadillos de domingueros

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Manuel Delgado dedicó el día de Nochevieja a montar en bicicleta. "Me apetecía hacer algo de ejercicio", dice a Verne por teléfono este madrileño. Su ruta, de Colmenar Viejo a Cercedilla, pasa por Navacerrada, uno de los pueblos más famosos de la Sierra de Guadarrama. Se bajó de la bicicleta en una carretera de esta localidad porque vio a un perro inmóvil en el suelo y a dos personas que le estaban atendiendo. Lo cuenta en un hilo de Twitter con más de 22.000 retuits en un día desde el 4 de enero.

"No reaccionaba si le animabas a levantarse ni nada", indica Delgado en su hilo. Cuando avisó a la Policía Local de Navacerrada, esta fue la respuesta del agente: "Ah, bueno, pues a ese perro no le pasa nada". "Yo flipé. ¿Ha desarrollado la policía la omnisciencia? Pues no... pero casi. Resulta que el perro tiene la costumbre de hacerse el muerto cuando se acerca algún paseante. El bicho estaba a mis pies, lamentándose", añade. Esta es la historia completa, que termina con Tizón tan sano como anticipaba el policía.

"Sí, Tizón hace eso", dice a Verne por teléfono su dueño, Richard, un pastor de Navacerrada. A él no le hace tanta gracia como a todos nosotros, ya que "el perro se ha malacostumbrado, tiene que cuidar a las ovejas". "Pido a la gente que no le dé de comer. Es un perro pastor que está vigilando a los animales", añade el dueño de Tizón.

Las 200 ovejas de Richard pastan en una zona cercana a un aparcamiento y un merendero, donde se suelen juntar bastantes personas. "Parece que el perro sabe cuándo es fin de semana", comenta Richard. "Entonces es cuando más lo hace. Va siempre a ver lo que pilla. Lo hace desde que era un cachorro".

Como explica el autor del hilo de Twitter, los avisos a Policía Local de Navacerrada por el perro son habituales. "Todos los días no, pero casi todos hay alguna mención al asunto en los partes de la policía", dice a Verne la alcaldesa del municipio, Ana Espinosa. "La gente del pueblo sabe que está fingiendo cuando se pone así, pero el resto de las personas que pasan por allí, no", añade.

Tizón actúa muy bien. El hilo de Twitter se ha difundido tanto que ha llegado a otras personas que también aseguran haber picado ante sus dotes interpretativas.

Además, otros dueños de mastines han respondido al hilo asegurando que los suyos también fingen. Son perros muy conocidos por su inteligencia. "Ni está abandonado ni está enfermo, pero no hay manera de saberlo si no le conoces. La policía tuvo que acudir unas cuantas veces con los primeros avisos, hasta que terminamos de calarle", recalca la alcaldesa de Navacerrada.

Tizón tiene dos años, dos menos que sus compañeros de trabajo: los también mastines Perla, madre de Tizón, y Bolo. "Ellos se portan mejor", añade Richard. El autor del hilo de Twitter destaca lo raro que le pareció que el perro estuviera tan quieto y, al mismo tiempo, le brillase tanto el pelo: "Había gato encerrado. En cuanto nos alejamos y se levantó nos empezamos a tronchar de risa". Este es Tizón junto a sus ovejas y sus compañeros de trabajo.

Cortesía de Richard
Cortesía de Richard
Cortesía de Richard

No es la primera vez que un comportamiento por el estilo de un perro capta atención en internet. En febrero de 2017 se difundió el vídeo de un perro que fingía una cojera. Después andaba perfectamente. "Hay perros que aprenden a simular para luego recibir mimos", explicó a Epik el presidente del Colegio de Veterinarios de Cádiz, Federico Vilaplana.

* Para que no te pierdas nada, nosotros te mandamos lo mejor de Verne a tu móvil: ¡únete a nuestro Telegram telegram.me/verne!

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne