Cuando Vigo y Madrid competían por la mejor movida musical de los 80

Manuel Soto, el alcalde gallego que impulsó la escena cultural de su ciudad, falleció el 27 de noviembre

  • Comentar
  • Imprimir
manuel soto alcalde de vigo
Portada de 'Menos mal que nos queda Portugal' (1984), de Siniestro Total.

"Una vez, me encontré por la calle a Rubén Nogueira [escaparatista vigués y marido de Boris Izaguirre] y me dijo que iba al local a ensayar. ¿A ensayar? Que yo sepa no tocas ningún instrumento, le dije. Ya, pero el que no tiene ahora un grupo en Vigo es idiota, me contestó", recuerda a Verne Julián Hernández, cantante y líder de Siniestro Total, sobre la movida viguesa de los años 80. "Era cierto lo que decía Rubén. En esa época había casi más grupos que músicos, porque algunos estaban en varias bandas a la vez".

Madrid y Vigo compiten ahora por las luces navideñas más obscenas, pero esta pequeña explosión creativa vivida hace tres décadas igualó durante un tiempo a una pequeña ciudad gallega con la capital española. Al menos, en cuanto a inquietud y modernidad.

Manuel Soto, el primer alcalde de Vigo en la democracia con el Partido dos Socialistas de Galicia-PSOE (PSdeG-PSOE) fallecido el miércoles 27 de noviembre, tuvo bastante que ver en ello. Fue él quien se encargó de promocionar esa efervescencia cultural.

La crisis económica de los 70 había hecho de Vigo un lugar gris que se enfrentaba al desempleo. Siniestro Total y otras bandas como Golpes Bajos, Os Resentidos de Antón Reixa, Aerolíneas Federales y Semen Up, entre otras muchas, invadieron los escenarios en el mismo espacio y el mismo tiempo. Y atrajeron de nuevo las miradas y los oídos hacia una ciudad a punto de caer en el olvido.

Para Hernández, Manuel Soto "no dejaba de ser un político al fin y al cabo…", dice por teléfono desde Ferrol. "Era un tipo educado que vio la oportunidad de promover la cultura, que en los tiempos de la Transición estaba en muy mal estado, como una forma de aprovechamiento político. Y lo hizo por lo general de forma bastante honesta".

Del cine Salesianos a las listas de éxitos

El germen de la movida viguesa se había dado cinco años antes, a finales de 1981, con un concierto de Siniestro Total en el cine Salesianos de la ciudad. "No fue ni Dios a vernos tocar, pero algo pasó", dice Hernández, que prefiere desmitificar esos años. "No fue un bluf, pero tampoco legendario. Sí que movió la ciudad en cuestión cultural y trajo algo de modernidad. Había gente haciendo de todo, también pintura y poesía, aunque la música es la que ocupaba las portadas".

El músico reivindica a los grupos ye-yes que ya crearon una tradición de música en directo en la ciudad durante la década de los 60. "Los cruceros paraban en Vigo y muchos se montaban una banda para sacarse algo de dinero y ligar con las turistas. Esa era la motivación del rock en Vigo".

Pero los grupos de los 80 estaban mucho más conectados entre ellos. Germán Coppini, que durante un tiempo fue cantante de Siniestro Total, alcanzó el éxito junto Teo Cardalda con el sonido más comercial de Golpes Bajos y sus Malos tiempos para la lírica. Alberto Torrado y Javier Soto, miembros de Siniestro Total, formaron junto a Antón Reixa Os Resentidos. Todos ellos triunfaron a nivel nacional.

"No podemos escribir letras diciendo Me paseo por Berlín porque nosotros nos paseamos por Porriño (Pontevedra)", contaba Siniestro Total en La edad de Oro en 1983

El tren de los modernos

El gran hito de esa movida viguesa fue el único viaje del llamado tren de los artistas que viajó de Madrid a Vigo en 1986. Soto apoyó esta iniciativa junto a Joaquín Leguina, en esos momentos presidente de la Comunidad de Madrid, para unir las movidas musicales de ambas ciudades. Alguien decidió poner barra libre en el bar del tren nocturno y los invitados se pasaron todo el viaje bebiendo. Así contaba el encuentro la crónica de EL PAÍS del 22 de septiembre de ese año:

"Un tren cargado de modernos y algunos infiltrados llegó el sábado por la mañana a Vigo. Era la expedición Madrid-Vigo, encuentros en la vanguardia, organizada por el Ayuntamiento vigués y la Comunidad de Madrid. En dos días, encuentros, pocos; vanguardia, incierta. Eso sí, muchas copas y mucha algarabía. En la fiesta de despedida, anoche, Teresa Lozano Díez, de Madrid, resultó herida por una botella que lanzó Fabio MacNamara, y en el hospital General de Vigo le dieron tres puntos de sutura".

"Entre la que lio de MacNamara intentando lanzar una botella al alcalde Manuel Soto y que Alaska terminó llamándole Manueliño, eso acabó un poco como el Rosario de la Aurora. Fue algo parecido a una película de Berlanga", comenta entre risas el líder de Siniestro Total.

El encuentro entre movidas costó al Ayuntamiento gallego 18 millones de pesetas de las de entonces (algo más de 100.000 euros). Cientos de muñecos de tamaño humano colgando en las calles de la ciudad, un concierto conjunto con la banda de Julián Hernández, Los Nikis y Gabinete Caligari y mucha fiesta convivieron durante un día y medio bajo un lema, "Vigo se escribe con M de Madrid". Y el alcalde Soto vistió para el acto con moda gallega, de Adolfo Domínguez.

"A la oposición le parecía un despilfarro. ¿Cómo se gasta el alcalde ese dinero en traer a una panda de borrachos y drogadictos en tren desde Madrid?, decían. Consumir cosas, se consumieron, pero digo yo que no las vendía Manuel Soto…", cuenta Hernández. Al cantante, le valió la pena: "Vigo salió en todos los telediarios y ocupó muchos centímetros cuadrados de revistas y periódicos. Con ese dinero, hubiera comprado mucha menos publicidad de la que se le dio a la ciudad esos días".

Según su experiencia los gallegos recibieron una gran acogida en Madrid en esa época de la Transición. "Les caíamos simpáticos. Seguramente era una cuestión política. A los vascos se les veía como a terroristas. Y a los catalanes como… catalanes. Así que nosotros, que acabábamos de dar a España un dictador gallego, salimos ganando", analiza el espíritu punk de Julián Hernández.

Leguina (izquierda) y Manuel Soto (vestido de Adolfo Domínguez) llegando a Vigo en el tren de los modernos / La Sexta

* También puedes seguirnos en Instagram y Flipboard. ¡No te pierdas lo mejor de Verne!

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

O conéctate con:

Lo más visto en Verne