Este atleta olímpico subasta un tatuaje en su brazo para conseguir patrocinador

El estadounidense Nick Symmonds recauda 19.000 euros por eBay

  • Comentar
  • Imprimir

El corredor estadounidense Nick Symmonds, participante en dos ediciones de los Juegos Olímpicos, necesitaba encontrar un patrocinador con el que financiar sus entrenamientos. Para ello, tenía que sortear al mismo tiempo las estrictas normativas del Comité Olímpico Internacional (COI) y demás federaciones deportivas relacionadas con la publicidad de los deportistas. La solución que ha encontrado es subastar una parte de su hombro en eBay, y colocar en él de manera temporal un tatuaje con publicidad a cambio de 19.000 euros (más de 21.000 dólares).

Lidiar con la publicidad siendo atleta de élite es toda una carrera de obstáculos. Con el afán de proteger cierta exclusividad de los anunciantes, a los competidores se les prohíbe buscar patrocinadores de forma individual sin el consentimiento previo de estas instituciones. La regla 40 de la Carta Olímpica y otras medidas similares han generado polémica entre los deportistas. La alternativa para Symmonds ha sido buscar un patrocinio que pueda burlarlas.

Quizá las autoridades puedan controlar sus equipamientos deportivos, pero no su piel. Por eso Symmonds la utiliza como soporte promocional. Además de competir en la categoría de 800 metros en los Juegos de Pekín y Londres, este deportista lucha de forma activa para que los atletas puedan gestionar libremente sus contratos publicitarios.

El anuncio de eBay en el que ha subastado su brazo aseguraba que lucirá en los Juegos Olímpicos de Río, además de en varias competiciones previas de China y Estados Unidos, un tatuaje de 23 centímetros con el logo de una empresa. Finalmente, la telefónica T Mobile ha ganado la puja y ha aceptado estas condiciones. Además de lograr que aparezca el logo en las competiciones deportivas, la enorme repercusión internacional de la noticia asegura la presencia de la marca en medios.

No es la primera vez que el estadounidense hace algo similar. En 2012, ya llevó a cabo una acción parecida. En esa ocasión, la empresa de marketing Hanson Dodge Creative pagó casi 10.000 euros por una campaña publicitaria similar. También ha lucido el logo de la empresa de chicles con cafeína para corredores Run Gum, propiedad de Symmonds, en uno de sus brazos.

El atleta dejó de competir el año pasado de manera temporal con el equipo estadounidense al negarse a firmar un contrato que le obligaba a lucir prendas de la marca Nike durante actos oficiales. Pero sus reivindicaciones también se centran en los derechos sociales. Tras ganar la medalla de plata en los campeonatos mundiales de Moscú, Symmonds criticó en público la ley rusa contra la propaganda homosexual.

* También puedes seguirnos en Instagram y Flipboard. ¡No te pierdas lo mejor de Verne!

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

O conéctate con:

Lo más visto en Verne