“Virgencita, cuídanos de Trump”: 9 plegarias ilustradas del México contemporáneo

Estos artistas se apropian de la tradición de los exvotos para hablar de temas como el matrimonio homosexual, la migración o la lucha libre

  • Comentar
  • Imprimir

Quien ha visitado un sitio de peregrinación en México seguramente se ha topado con los exvotos: ofrendas a Dios, a la Virgen o a los santos, pintadas en pequeños retablos de madera o de metal, donde se solicita la ayuda de la divinidad o se le agradece por los favores recibidos.

Pero también hay otro tipo de exvotos que no necesariamente buscan la intervención divina: retablos humorísticos, satíricos y transgresores que describen situaciones del México contemporáneo. Sus creadores se han apropiado de una tradición religiosa con varios siglos de antigüedad para hacer crónicas ilustradas de temas tan actuales como la migración, el matrimonio homosexual, las redes sociales, la prostitución, la lucha libre o Donald Trump.

"Virgencita de Guadalupe, patrona de México, 'emperatris' de América: 'proteje' a los Estados Unidos y a todos los migrantes latinos, sin distinguir raza ni color, que a este país se vienen a ganar la vida con su trabajo y no permitas que las locas ideas y 'amenasas' de este 'guey' los priven de su libertad y derechos". Cortesía de Alfredo Vilchis

En una imagen (la que se ve arriba), la petición está dirigida a la Virgen de Guadalupe: que proteja a todos los inmigrantes latinos en Estados Unidos de la "locas ideas" de su presidente. El autor es Alfredo Vilchis, uno de los retableros mexicanos con mayor exposición internacional. Su obra fue exhibida en el Museo Louvre de París, en 2011, durante el homenaje al escritor y premio Nobel de literatura francés, J.M.G. Le Clézio.

"El texto contiene los errores de ortografía y de sintaxis comunes en los exvotos de los siglos XIX y XX", cuando se volvió una práctica popular y ni el devoto ni el retablero dominaban la escritura, explica Caroline Perrée en su ensayo De la crónica social al cómic: retableros a prueba del mercado del arte. La académica del Centro de Estudios Mexicanos y Centroamericanos (CEMCA) ha compartido con Verne parte de sus investigaciones sobre tres creadores dedicados al arte de pintar exvotos.

"El exvoto mexicano se caracteriza por sus colores expresivos, sus relatos prolijos y su estilo ingenuo", apunta la historiadora del arte. También explica que la tradición formal comenzó en la Europa del siglo XV, pero durante mucho tiempo estuvo reservada a las élites que podían mandar a hacer grandes pinturas dedicadas a los santos. La palabra exvoto viene de la fórmula en latín exvoto suscepto, que se puede traducir como "debido a un voto por el cual se comprometió".

En el siglo XIX, este tipo de ofrendas se democratizaron en México, y más tarde se convirtieron en una forma de arte popular.

Alfredo Vilchis nació en 1960 en la Ciudad de México y ejerció otros oficios, como el de albañil, antes de comenzar a vender sus exvotos en el mercado de antigüedades de La Lagunilla. Él mismo habla de su quehacer en un libro-catálogo que escribió en co-autoría con Pierre Schwartz: "Me propuse pintar lo que veo, siento o escucho. Hacer una crónica de los hechos, verdaderos o imaginarios, pedidos por alguien, que hablen de la historia y las costumbres de mi querido y bello México".

"San Sebastián: te dedicamos este presente porque hoy cumplimos un año de 'conosernos' en una maravillosa manifestación 'lésvico' gay. Desde ese día vivimos en 'felis' pareja el uno para el otro sin perjuicios, por lo que apoyamos esta convivencia. Porque ser homosexual no es delito, la 'descriminación', sí. Pancho y Tomy. México, D.F. 2007-2008". Cortesía de Alfredo Vilchis

La homosexualidad ha sido uno de los temas predilectos de Vilchis, junto a las historias de amor y adulterio, la prostitución, la violencia urbana, la emigración, el deporte y los acontecimientos que marcaron el mundo a principios del milenio, explica Perrée. "El exvoto puede tomar una dimensión profundamente íntima, porque uno no reconoce fácil y abiertamente su homosexualidad en una sociedad como la mexicana", sostiene la investigadora.

En otro exvoto, el artista pide bendiciones para Las Patronas, las mujeres voluntarias que ayudan a los migrantes mexicanos y sudamericanos que viajan a bordo del tren conocido como La Bestia. Más abajo, el retablero da gracias a "San Juditas Tadeo" por encontrar en la lucha libre una inspiración para retratar a México.

"Dios, 'bendise' a estas mujeres, Las Patronas, y socórrelas para que sigan socorriendo a los migrantes que cruzan por nuestro país en busca del sueño americano, sobreviviendo a tantos peligros, con la 'ilución' de llegar a su destino. 'Protéjelos', te lo pide de todo corazón este humilde pintor de barrio".. Cortesía de Alfredo Vilchis
"San Juditas Tadeo: gracias te doy por encontrar la inspiración en la lucha libre, para pintar la tradición y 'fantacía' de mi México que vive sus tradiciones populares. De México para el mundo". Cortesía de Alfredo Vilchis

David Mecalco (1963) vive en Iztapalapa (Ciudad de México) y también vende sus exvotos en La Lagunilla desde hace más de 20 años. Después de estudiar arte en la escuela de La Esmeralda, Mecalco comenzó a interesarse por esta forma de expresión a raíz de observar la devoción popular de los mexicanos, asegura Perrée. En su producción abundan los colores chillones y las historias de felicidades o desgracias de personajes de las clases populares.

Por ejemplo, esta prostituta y este luchador que agradecen a la Virgen de Guadalupe: una por haber ganado dinero para sus hijos y el otro por resultar campeón en la pelea.

"Virgen: gracias por ser sexoservidora y tener dinero para mis hijos. Rita Pérez. 21/03/01". Cortesía de David Mecalco
"El Mil Máscaras agradece a la Virgen por ser campeón". Cortesía de David Mecalco

Donovan (Ciudad de México, 1978) es el tercer artista cuya obra analiza en su ensayo la investigadora francesa. El también muralista urbano utiliza un lenguaje más contemporáneo en sus exvotos, al incorporar elementos del cómic y de algunas redes sociales como Facebook.

Las divinidades predilectas de Donovan, dice Perrée, se agrupan en lo que él llama la "Santa Trinidad Popular": la Virgen de Guadalupe, San Judas Tadeo y la Santa Muerte. Aunque esta última no está reconocida por la Iglesia, su culto está en plena expansión en todo el país y particularmente en la capital mexicana. En el siguiente exvoto, el señor Arnolfo Layo da gracias a la Santa Muerte porque fue capaz de dejar el alcohol.

"El Sr. Arnolfo Layo da gracias a la Santa Muerte porque dejó el alcohol a partir del 12-Oct-2010, y se dedicó a trabajar la albañilería y sacó a su familia adelante... Amén". Cortesía de Donovan

En el imaginario de este artista suceden cosas extraordinarias. Una mujer agradece a la Guadalupana por "juntar los mil likes en Facebook" y tener, gracias a ello, muchos pretendientes. Otra le agradece por haber descubierto el amorío que tenía su marido con su mejor amiga, porque "ahora vive más feliz sin él".

"La señorita Aleida Núñez le da gracias a la Virgen de Guadalupe porque el 21 de agosto 2013 su foto de perfil juntó los mil 'likes' en Facebook y ahora goza de muchos pretendientes. Amén". Cortesía de Donovan
"La señorita Noemí González agradece a la Virgen de Guadalupe porque el 3 de diciembre de 2013 leyó los mensajes del celular de su marido, y encontró que tenía un amorío con su mejor amiga. A partir de ahí lo mandó a la 'chingada' y ahora vive más feliz sin él". Cortesía de Donovan

Sigue a Verne México en Facebook, Twitter e Instagram y no te pierdas tu ración diaria de maravillas de Internet.

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne