De ‘Amanece que no es poco’ a Vetusta Morla: los referentes culturales de Podemos

El cine, la música, la literatura y los comics están muy presentes en el discurso de la formación

  • Comentar
  • Imprimir
Jon Snow de Juego de Tronos
Jon Snow de Juego de Tronos

Como buenos expertos en cultura política, los dirigentes de Podemos saben que no hay nada que se adhiera más a las cabecitas de los potenciales votantes que los estribillos, los pareados, los referentes, los famosos. Que nada va más directo a la memoria a largo plazo que una referencia a un grupo de música que te gusta o una película que te impactó. Por eso lo mítines e intervenciones públicas de los cabecillas del partido rebosan cultura popular: multiplican su potencia, garantizan titulares y les da un toque distintivo frente a los rancios empleos del famoso de turno (sea Norma Duval o sea Miguel Bosé) de los partidos consolidados. Es decir, ayudan a dejar claro que ven las mismas películas y series y escuchan la misma música que tú, lo que sin duda podría explicar en buena medida el éxito y la aceptación que han conseguido.

Las referencias musicales, cinematográficas o de pura cultura pop de Podemos son abundantes. Las hemos organizado para plantear un mapa de los referentes culturales de los ya-no-tan-recién-llegados actores al panorama político y determinar si el paladar artístico atroz aparece con la vida política o viene ya de serie.

Airbag + Alguna pregunta mès?

Tremendo combo de referencias pop. Pablo Iglesias se dirige a su compañero Íñigo Errejón en Twitter con una cita de la ya histórica Airbag, de Juanma Bajo Ulloa, con uno de los muchos momentos gloriosos en el filme de Manuel Manquiña. Errejón le agradece el vídeo como hacen los tuiteros más curtidos: citando a APM?, el monumental programa de zapping de TV3, una máquina de fabricar memes y latiguillos como pocas.

Amanece que no es poco

Ya hablamos de ello en su momento. Al desconcertante tuit de Errejón sobre el núcleo irradiador le siguió una avispada respuesta de Pablo Iglesias recurriendo a un apropiadísimo fragmento de Amanece que no es poco, la obra maestra del humor absurdo de José Luis Cuerda.

De los diálogos de la película parecía que había salido el galimatías conceptual de Errejón. Porque Errejón es contingente, pero Amanece que no es poco es necesaria.

Bella Ciao

Cuando Pablo Iglesias intervino en la fiesta de celebración de la victoria de Syriza el pasado mes de enero tras las elecciones generales de Grecia, sonó Bella Ciao entre los muchos temas de la compartidísima playlist de la banda sonora de aquella noche. Es un canto tradicional partisano, entonado por los resistentes italianos contra el fascismo y el nazismo. Manu Chao o Boikot entre muchos otros la han versioneado llevándola a su terreno.

Cazafantasmas, los

En mayo de 2015, Pablo Iglesias acudió en Twitter a una película de culto treintañero, Los Cazafantasmas, para hacer referencia al PP y al inicio de su campaña.

No fue la única vez que el partido hizo referencia al clásico de la comedia de los ochenta. En su manifestación del 31 de enero, el partido hizo sonar una muy intencionada lista de temas pop donde Caetano Veloso se codeaba con Kortatu, Jimmy Sommerville con María Jiménez y The Clash con Los Ganglios. La difundieron bajo el hashtag #alasalto y aquí la podéis escuchar.

Chikos del Maiz, los

El grupo de hip-hop valenciano incluyó en su último trabajo, La estanquera de Saigón, publicado a finales del año pasado, un libreto con textos de algunos nombres prominentes de la política española más joven: Pablo Iglesias, Íñigo Errejón, Tania Sánchez y Alberto Garzón. Es extraño que un grupo que ha cantado cosas como “No me emocionó el vuelo de Pedro Duque / Sino el de Carrero Blanco” aún no haya dado problemas a la formación, pero lo cierto es que es uno de los combos de rap más atentos a la lucha obrera, lo que sin duda agrada a cierto sector de Podemos.

Uno de los vocalistas del grupo, Nega, publicó en 2013 ¡Abajo el regimen!, un exitoso libro de conversaciones con Pablo Iglesias. Los miembros del grupo conocen a los cabecillas de Podemos desde mucho antes de la creación del partido, cuando todos colaboraban juntos en La Tuerka. Iglesias llegó incluso a dirigir uno de los videoclips de la banda.

Cine y política

Antes de encabezar un partido, cuando todavía era solo un profesor de Ciencias Políticas, Pablo Iglesias escribió Maquiavelo frente a la gran pantalla. Cine y política. Es un repaso a las ideas del histórico analista político con la ayuda de las tesis que se desgranan de múltiples películas, unas de contenido claramente político (El acorazado Potemkin, Tierra y Libertad, La vaquilla, Soldados de Salamina), otras no tanto (Reservoir Dogs, Taxi Driver, Lolita, Entrevista con el vampiro).

Te lo explica muy clarito el mismísimo Monedero.

Crepúsculo, Joe

Cuando la estrella indie anunció que había hecho un himno para la campaña electoral de Podemos se sucedieron las opiniones para todos los gustos. Fue encargado por Podemos Cultura y lo compuso a medias con Daniel Granados, de Tarántula. El resultado es poco más de minuto y medio de pop sintetizado, coros femeninos gritando el nombre de la formación y cierto aire de verbena de los ochenta. Es decir, puro Crepúsculo.

Por desgracia, a Pablo Iglesias no pareció entusiasmarle. Él, que es más de Sabina y Lluis Llach, pronunció aquello de “Dicen algunos compañeros que hay que escucharla trece veces para que te empiece a enganchar y entonces es estupenda. A lo mejor después de escucharla trece veces cambio de opinión”. Después de este jarro de agua fría, tanto Podemos como Crepúsculo insistieron en que no se trataba de un himno oficial, sino de un tema más compuesto para la campaña.

First we take Manhattan

El primer tuit de Alexis Tsipras cuando ganó las elecciones de enero en Grecia incluía una clarísima referencia a First we take Manhattan de Leonard Cohen, pero cambiando Manhattan por Atenas y Berlín por Madrid, en un claro guiño a su entendimiento con Pablo Iglesias.

Tsipras ya había usado durante la campaña el eslogan “First we take Athens and then we take Berlin”. La algo enigmática canción de Cohen evoca un espíritu de resistencia a las políticas neoconservadoras de Reagan y Thatcher que triunfaban en los ochenta, y que ahora tienen sentido para Tsipras y Pablo Iglesias.

Fort Apache

Es el título del programa de debate, información y sátira de Pablo Iglesias en Hispan TV. Hace referencia a la trilogía de la caballería de John Ford (La legión invencible y Río Grande son las otras dos, todas interpretadas por John Wayne) pero Iglesias y los suyos no homenajean con ella al clásico director estadounidense -que tenía una no del todo merecida fama de fascista-, sino a los indios que intentaban defenderse del invasor civilizado. Curiosamente, Fort Apache fue muy elogiada en su día por la visión amable y comprensiva que hizo de los indios (sioux en la realidad, apaches en el filme).

Fundación Robo

La Fundación Robo es un proyecto colectivo cuyo cabecilla es Roberto Herreros (del grupo de música Grande-Marlaska) -en el que hay cabezas visibles como Nacho Vegas- y que aglutinó, en el fragor del 15M, a distintos grupos componiendo y versioneando canciones de contenido abiertamente político. En la presentación de Ganemos Madrid en noviembre de 2014 en el Círculo de Bellas Artes, la institución interpretó una adaptación al castellano de This land is your land de Woody Goothrie, retitulada Esta tierra es nuestra.

Galeano, Eduardo

Tras la irrupción de Podemos en el panorama político con sus excelentes resultados en las europeas de 2014, un grupo de 30 intelectuales les dio su apoyo. Lo hicieron en un manifiesto en el que celebraban la ruptura con los métodos que, según ellos, solo habían favorecido a los poderosos.

Entre los firmantes había filósofos y pensadores tan decididamente pop como Noam Chomsky o Slavoj Zizek, así como el escritor uruguayo Eduardo Galeano, autor de obras como Las venas abiertas de América Latina o Memoria del fuego. Cuando murió en abril de 2015, el propio Pablo Iglesias le dedicó unas emotivas palabras recordando el encuentro que varios miembros de Podemos tuvieron con él en Montevideo y definiéndolo como “un lúcido analista que nos explicó cómo funcionan el poder y la Historia”.

Gandhi y otros políticos pop

Las referencias de Podemos a políticos, revolucionarios, pensadores y generadores de aforismos y eslogans en todo el espectro de la izquierda son demasiadas para recopilarlas aquí, pero por su calado pop nos quedamos con un par. Por una parte, Gandhi y su inconfundible estilo de resistir los ataques ajenos. Y por otra parte el inevitable Salvador Allende, primer presidente socialista en acceder al poder tras unos comicios democráticos.

Hechos contra el decoro

El histórico grupo de hip hop y fusión de Madrid se reunió 14 años después de su separación para grabar el tema que serviría de banda sonora de la candidatura de Manuela Carmena por Ahora Madrid. Desde su cuenta de Twitter, Pablo Iglesias lo difundió mientras que el vocalista de la banda, Nacho Murgui, fue segundo en la lista de la formación.

Invasiones bárbaras, Las

Una de las películas fetiche de Pablo Iglesias, tal y como confesó a Risto Mejide en su entrevista televisiva del pasado septiembre. No es la única vez que Iglesias reconoció emocionarse viendo esta película de Denys Arcand. Ya lo había hecho en su cuenta de Twitter en 2012.

Se trata de un drama intimista en el que un hombre que padece cáncer no se atreve a enfrentarse a su inminente destino porque tiene cosas de las que arrepentirse. Ante él se reúnen su hijo, su exmujer, varias amantes y algunos amigos para rendir cuentas. La película fue nominada al Oscar en 2003 y ganó el premio a Mejor Guion y Mejor Actriz (Marie-Josée Croze) en Cannes ese mismo año.

Juego de Tronos

Uno de los referentes más obvios de Pablo Iglesias, que lo ha convertido casi en una bandera para entender cómo la ficción interpreta la realidad. Coordinó un libro sobre la serie y los libros, Ganar o morir. Lecciones políticas en Juego de Tronos, con una portada que también da para libro. Y regaló al Rey un pack con toda la serie en Blu-Ray (ahí, sin reparar en gastos), lo que suscitó todo tipo de interpretaciones por saltarse el protocolo tan a lo loco. Incluída la suya propia.

Krahe, Javier

Pocas veces hemos visto a un líder político subirse a cantar a un escenario con uno de sus artistas favoritos… una canción llena de significado político. Sin embargo, Pablo Iglesias lo hizo, y con nada menos que Cuervo ingenuo, el himno de Javier Krahe que en su día sacaba los colores al PSOE por haber renunciado a su ideales socialistas y obreros y tomar decisiones como la entrada en la OTAN o lo que acabó siendo la reconversión industrial.

En esta versión, Iglesias incluyó cambios en el tema, haciendo referencias a Alemania y Angela Merkel- muy celebrados, a juzgar por las reacciones del público.

Iglesias había expresado en su cuenta de Twitter que cantar con Krahe sería como su “regalo de reyes soñado” y después del concierto celebró el acontecimiento definiéndolo como un “momentazo”. El artista, ácrata e insobornable como de costumbre, ha declarado desde entonces que sigue sin adscribirse a una filiación política clara, aunque está claro quién tiene sus simpatías.

León de Aranoa, Fernando

El director de películas como Familia, Los lunes al sol o Barrio, conocido también por su fuerte compromiso social, pasó la última campaña electoral de Podemos filmando mítines y tomando declaraciones a los responsables del partido. El propósito: montar un documental sobre el ascenso de la formación y su capacidad para disputar el poder a partidos más grandes y tradicionales. No es el primer documental del director que ya firmó Caminantes (2001), sobre el movimiento zapatista y el subcomandante Marcos, y Sabina (2011), sobre la gira Vinagre y rosas del cantautor. Fecha de estreno prevista: un día antes de las elecciones generales en otoño de este año.

Llach, Lluis

Monedero reconoció la ironía que suponía usar la emblemática L'estaca de Lluis Llach para cerrar la asamblea ciudadana en el Palacio de Vistalegre de Madrid el pasado 19 de octubre. Es un tema de 1968 que simbolizó durante décadas la resistencia antifranquista y que se convirtió en poco menos que un himno durante la Transición, enarbolado por los partidos políticos que ahora Iglesias y los suyos califican de “casta”. Como decíamos más arriba, Podemos es muy consciente de la carga de significado que tienen las canciones y precisamente su intención es esa: darles uno nuevo. El fuerte pero sencillo simbolismo de la canción ha funcionado también en otras luchas sociales: traducida al polaco era cantada por los simpatizantes del sindicato Solidarnosc en la Polonia comunista, y también se oyó en Túnez en el arranque de la Primavera Árabe.

No es el único cantautor al que ha recurrido Podemos para cerrar mítines o para citar ocasionalmente en discursos. También lo han hecho con el Canto a la libertad de José Antonio Labordeta, del Todo cambia de Mercedes Sosa, del Caminante no hay camino de Serrat/Machado, citado por la formación en innumerables ocasiones, o de Carlos Cano y su “Si en vez de ser pajaritos fuéramos tigres de Bengala” (perteneciente a sus Murgas de Emilio el Moro y que Monedero entonó en el arranque de un mitin sevillano).

Memes

Está claro que la cultura popular de nuestro tiempo, o al menos buena parte de ella, ya no se genera en la televisión, en el cine o en la radio, sino en Internet. Por eso, el partido de Pablo Iglesias no solo tolera, sino que aprueba y difunde muchos de los memes que circulan por la red, desde los tiempos de aquella famosa foto vigilando a la casta europea.

Desde que publicamos en Verne este artículo repasando algunos de los más afortunados, Podemos ha seguido generando memes, muchos de signo contrario (como los que se agrupan bajo el hashtag #nopodéis, que aún colea). Algunos son también inesperados (como los relativos a Monedero y Carmen Lomana) y muchos parodian lo que hacen sus rivales (Esperanza Aguirre y sus declaraciones extemporáneas como vencedora en una hipotética guerra de memes). Pero sin duda el gran triunfador, por impacto e ingenio, es el rap que amasaba el discurso de Pablo Iglesias en la manifestación de finales de enero en Madrid bajo el ritmo de Dr. Dre.

Puente de los Franceses

Juan Carlos Monedero cerró la campaña de las elecciones europeas entonando Puente de los Franceses, una copla que suele identificarse con la resistencia republicana madrileña en los primeros compases de la Guerra Civil. Diego Manrique destacaba la inquietud dentro de algunos grupos integrados en Podemos, como Debate Constituyente, acerca del peligro de sacar a la palestra una canción de significado tan abiertamente belicista. Señalaban que podría asustar a muchos votantes de la formación que no buscan una simbología tan izquierdista y militante.

Polansky y el ardor

Podemos debería citar mucho más al rico legado del punk español de los ochenta y dejar de lado tanto cantautorismo transicional. Un ejemplo:

Pablo Iglesias se refiere aquí a uno de nuestros hitos punk: Polansky y el ardor y su absoluto hit ¿Qué harías tú en un ataque preventivo de la URSS?, una canción con mucho menos sentido del que Iglesias quiso darle. Pero le perdonamos porque esto sí que es un temazo.

Sabina, Joaquín

La primero conflictiva y finalmente amistosa (no podía ser de otro modo, teniendo en cuenta a los actores implicados) relación entre Sabina y Podemos arrancó cuando el cantautor recomendó al partido de Pablo Iglesias en agosto de 2014 que se adaptaran un poco a los nuevos tiempos. La aproximación del discurso inicial de Podemos al marxismo hizo saltar las alarmas de Sabina, que le recomendó algo de modernidad. El primero que replicó fue Monedero, que también aprovechó para arreglar cuentas con el muy crítico (por el otro lado) Willy Toledo. En Cuatro, el propio Iglesias fue más prudente, se reconoció como fan de Sabina de toda la vida (¡sorpresa!) y reconoció sus valores como artista por encima de sus valores como analista político. Todo pareció zanjarse amistosamente con un encuentro telefónico organizado por Jordi Évole y en el que los dos líderes de opinión se lanzaron unas cuantas flores.

Simpson, los

Aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid y que se celebraba el 25 aniversario de Los Simpson, la cuenta de Twitter de Podemos recicló algunos memes que circulaban por internet desde hacía meses (el de Burns-Montoro anda en circulación como mínimo desde mayo de 2012) para relacionar a algunos personajes de la serie de televisión con políticos del PP. La reacción del PP desde la cuenta de su facción madrileña no se hizo esperar. Más tímida, pero con un innegable tino al comparar a Errejón con Milhouse.

Star Wars

La inconfundible Marcha Imperial compuesta por John Williams para la banda sonora de Star Wars fue tarareada por Pablo Iglesias en referencia a los “zombies del PP” en un mitin el pasado mayo.

Vetusta Morla

Primero fue la mención de Pablo Iglesias de Golpe maestro, tema de anticipo del álbum de 2014 de Vetusta Morla La deriva, una canción inusualmente crítica y política para el habitualmente intimista grupo.

El resultado fue que poco después, Vetusta Morla autorizaba a Podemos a usar el tema en circunstancias muy específicas y que no se hicieron públicas, aunque se oyó en algún mitin. Vetusta Morla abrió los oídos con su presencia sonora en muchos actos públicos del partido a muchos votantes jóvenes que aun veían en el partido de Pablo Iglesias una herencia del rollo progre de cantautores de la Transición de sus padres (o abuelos).

The Wire

Junto a Juego de Tronos, es una de las series de televisión de referencia de Pablo Iglesias. Cuentan sus exalumnos que en clase de Geografía Política Comparada la mandaba ver para entender cómo se forman los guetos en las ciudades, comparando Baltimore y Madrid. Su pasión por la serie de David Simon también se dejó ver en la provocativa invitación que hizo a Cristina Cifuentes, en 2012 delegada del gobierno en Madrid, que en un perfil en El País reconocía ser fan de The Wire. Desde su programa La Tuerka, Iglesias sugería que quizás Cifuentes no la había terminado de entender del todo y la invitaba a revisarla juntos.

Z

La banda sonora de la película de Costa-Gavras sobre el asesinato del político demócrata griego Grigoris Lambrakis en 1963 fue compuesta por Mikis Theodorakis, un compositor firmemente contrario a la dictadura militar que gobernó en su país de 1967 a 1974. Fue también autor de la famosísima banda sonora de Zorba, el griego, y el tema principal de Z sonó en la noche de la victoria electoral de Syriza. Dio su permiso a la formación para usar el tema solo a cambio de que le garantizaran que derogarían el memorandum pactado con la troika. El tema ha formado parte de muchos de los mítines de Podemos y Pablo Iglesias ha declarado en numerosas ocasiones su devoción por la partitura de Theodorakis. La última vez, en detrimento de la polémica sintonía electoral de Joe Crepúsculo.

Zipi y Zape

Aunque esté muy feo meterse con la gente, es muy posible que cualquier treintañero (o más) se sonriera maliciosamente cuando Pablo Iglesias le soltó a Eduardo Inda la Bomba P.

Iglesias preguntó a Inda si es cierto que le llamaban Don Pantuflo, el padre de Zipi y Zape en el inmortal tebeo de Escobar. Al periodista debió de sentarle como un tiro y lo calificó como una táctica estalinista para hacer de menos al rival en un debate.

* También puedes seguirnos en Instagram y Flipboard. ¡No te pierdas lo mejor de Verne!

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

O conéctate con:

Lo más visto en Verne