Una mascota con un uniforme nazi rosa: Cuétara cancela su campaña con Cabroworld

Las críticas en Twitter también han recordado que Cabronazi ha crecido a costa de apropiarse contenido ajeno

  • Comentar
  • Imprimir
Captura de pantalla de la web de la promoción
Captura de pantalla de la web de la promoción

Cuétara ha cancelado una campaña para sus cereales Choco Flakes con Cabronazi, un día después de haber recibido críticas en Twitter. Esta promoción dirigida al público adolescente contaba con un concurso de “memes” con la mascota del producto y ofrecía la posibilidad de ganar premios como gorras y auriculares al comprar los envases de la edición limitada de la colección. La campaña contaba con la imagen de esta página de Facebook con más de 12 millones de seguidores, además de otros 3,7 millones en Instagram y 266.000 en Twitter, sin contar las de otros perfiles asociados como Cabromotor, Cabrogamer y la página web Cabroworld.

Las críticas se han centrado en que Cabronazi ha crecido a costa de publicar contenido ajeno sin citar la autoría de las publicaciones y, sobre todo, en que se ha asociado la imagen de los cereales a una página cuyo logo es Hitler vestido de rosa.

La empresa ha emitido un comunicado en el que pide disculpas a sus consumidores e informa de que ha procedido a "detener la comercialización de esta edición limitada", que apenas había llegado de forma residual a algunos comercios, tal y como aclara a Verne. Según Cuétara, se trataba de "una colaboración puntual" que quería contar con un "tono desenfadado basado en el característico y popular humor de Cabroworld". Este estilo, según la compañía, disfruta de "gran aceptación entre el público más joven". Cuétara también aclara que "todos los contenidos aportados por Cabroworld a esta acción son originales".

En el caso de esta campaña, muchos tuiteros han subrayado lo siguiente:

1. Cabronazi no solo tiene las palabras “cabrón” y “nazi” en su nombre, sino que su imagen es Hitler con un uniforme rosa. La marca de cereales ha vestido a su mascota con este mismo uniforme para una campaña que va dirigida al público adolescente. Eso sí, en las cajas no aparece la palabra nazi, sino que se recurre a otra de las marcas de la página, Cabroworld.

2. Parte de la campaña consistía en publicar memes en la web Meme Champion. Estos memes se podían subir sin filtro previo, por lo que había imágenes con la mascota diciendo cosas como “Heil Hitler” y “plagios natsis”, entre otras expresiones. En el momento de publicar el artículo, todos estos memes se habían borrado, pero a primera hora del jueves aún había ejemplos como los siguientes:

3. La página de Facebook de Cabronazi arrancó en 2015. En sus primeros seis meses de vida sumó casi un millón de seguidores a costa de publicar contenido ajeno, sin mencionar al autor ni enlazar la fuente original. “Reconocemos que al principio lo hacíamos mal. Publicábamos el contenido sin mención y sin filtro de la misma manera que enviamos un whatsapp a un amigo, sin buscar el origen”, contaba un portavoz de la web a Verne hace unas semanas. Este portavoz añadía que citan a los autores originales desde 2016, si bien hay que apuntar que no lo hacen en todos los contenidos y además relegan la firma a los comentarios y no al post.

Según desvelaba el diario El Confidencial, Cabsodisa SL, la sociedad que gestiona las diferentes cuentas y marcas de Cabroworld y Cabronazi, facturó 474.225 euros en 2016 y 369.388 euros en 2017.

* También puedes seguirnos en Instagram y Flipboard. ¡No te pierdas lo mejor de Verne!

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en Verne