6 ingredientes muy mexicanos que dan sabor a los platillos

En 2010, la comida mexicana fue declarada patrimonio cultural inmaterial de la humanidad por la Unesco

  • Comentar
  • Imprimir

Los sabores de la gastronomía mexicana son únicos y mundialmente reconocidos. En 2010, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) reconoció la sazón tradicional mexicana como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad, un distintivo que comparte con la dieta mediterránea y las cocinas francesa y japonesa.

Según la Unesco, la cocina tradicional mexicana es “un modelo cultural completo que comprende actividades agrarias, prácticas rituales, conocimientos prácticos antiguos, técnicas culinarias y costumbres y modos de comportamiento comunitarios ancestrales”. Por ello, el 16 de noviembre se celebra el Día de la Gastronomía Mexicana que busca preservar este patrimonio.

En Verne hemos seleccionado seis ingredientes característicos de la cocina mexicana y que proporcionan un sabor inigualable a los platillos con los que se prepara, con ayuda del chef e historiador culinario Rodrigo Llanes.

La tortilla de maíz

Un alimento de maíz nixtamalizado con gran tradición. “Es una de las preparaciones más importantes de la dieta mesoamericana que continuamos comiendo hoy en día”, dice Llanes. Es uno de los ingredientes más prácticos de nuestra cocina, ya que se puede usar como cuchara para guisados ligeramente caldosos o como plato, ya que se le colocan diversos guisos encima.

Llanes cuenta que en la época prehispánica la ingesta de tortillas estaba medida, ya que la nixtamalización era complicada, y elaborar las tortillas en metate era bastante complicado. “Hoy con la industrialización las personas pueden comerlas en cualquier lugar y no es costoso”, dice el chef. Las quesadillas, los tacos y los chilaquiles son algunos de los platillos más comunes elaborados con tortillas.

El frijol

Es una leguminosa básica en la comida mesoamericana. 6 de cada 10 familias lo consumen, por lo menos, 3 veces a la semana y está presente en la mesa un 13% de las veces en que las familias se reúnen para ingerir alimentos, según indica un análisis de la firma de consumo Kantar Worldpanel México. “En la época prehispánica, existía una olla especial para los frijoles que se metía en el brasero que contenía el comal y de ahí vienen los clásicos frijoles de la olla”, cuenta Llanes.

Son muy versátiles: si se hacen puré con un poco de aceite son refritos, si se les agrega carne y embutidos se les conoce como rancheros ,mientras que a una variedad ligeramente aplastada se les llama meneados.

El Chile

“Es el sazonador emblemático de México”, afirma Llanes. En el siglo XIX, diversos platillos extranjeros se tranformaban al ser sazonados con chile y con ello eran alimentos A la mexicana. Hay una gran variedad de chiles, como los cuaresmeños, los de árbol o los poblanos, que brindan un sabor peculiar estando frescos y cambian su sabor cuando se secan.

Los chiles pueden ser el plato principal como en el caso de los chiles en nogada o pueden ser el ingrediente base de salsas frescas, tatemadas o cocidas.

El aguacate

El 27% de las familias disfrutan de este fruto por lo menos una vez a la semana, según cifras de Kantar Worldpanel. Es un acompañante de diversos alimentos aunque también se emplea para preparar algunas salsas, como el muy reconocido guacamole. “Se adapta a varias recetas y es el favorito de los extranjeros porque combina bien con sabores fuertes”, dice Llanes.

Se puede comer relleno de algún otro ingrediente, aunque también es base de sopas y un acompañante perfecto para tortas y tacos.

El jitomate

El 19% de las veces que se prepara algún alimento en México se incluye jitomate como ingrediente, de acuerdo con Kantar Worldpanel. La cocina internacional ha adoptado este fruto como base de salsas y ensaladas. “A su llegada a Europa, se consideraba peligroso por su color rojo y su carnosidad”, cuenta Llanes. “Era tan bello que los italianos lo llamaron pomodoro, que quiere decir manzana de oro”, detalla.

El jitomate se usa como base para salsas o para acompañar otros alimentos como arroz o caldos. También es base de diversas ensaladas y de salsas típicas como el pico de gallo.

El nopal

Es una planta cactácea endémica de color verde y cuerpo espinoso. Se caracteriza por tener una savia espesa y transparente que le da una textura y sabor muy particulares. Crece en la mayor parte del país y es muy saludable gracias a su gran cantidad de fibra soluble.

Es uno de los ingredientes más mexicanos, según el chef Llanes. “Ha cobrado popularidad por ser un alimento muy nutritivo y con muchas propiedades alimenticias”, dice. Se puede comer crudo, asado o frito o en ensaladas, aunque también es la base de varios caldos y sopas.

Sigue a Verne México en Facebook, Twitter e Instagram y no te pierdas tu ración diaria de maravillas de Internet.

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

O conéctate con:

Lo más visto en Verne